TecnoXplora » CienciaXplora » Divulgación

EL METABOLISMO DE LA MUJER PRODUCE MENOS CALOR QUE EL DEL HOMBRE

¿Por qué las mujeres suelen pasa más frío en la oficina? La ciencia tiene una respuesta

Si trabajas en una oficina con aire acondicionado, ya seas hombre o mujer, te habrás dado cuenta de que el sexo femenino habitualmente tiene más frío y suele llevar puesta una chaqueta o un jersey, mientras que sus homónimos masculinos trabajan en manga corta. Es algo normal, y la ciencia ha encontrado la respuesta.

¿Eres mujer y pasas frío en la oficina? Un estudio te cuenta por qué

Cienciaxplora ¿Eres mujer y pasas frío en la oficina? Un estudio te cuenta por qué

Publicidad

Llega el verano y el aire acondicionado a la oficina, pero hombres y mujeres no se ponen de acuerdo ya que, mientras unas pasan frío, los otros sienten mucho calor. La explicación reside en la termodinámica y las diferencias entre el cuerpo de los hombres y las mujeres.

Básicamente, el cuerpo de las mujeres produce menos calor que el de los hombres, lo que hace que, evidentemente, tengan más frío que ellos. Según un estudio llevado a cabo en el holandés Maastricht University Medical Centre, mientras que las mujeres tienen una temperatura confort de unos 25ºC, la de los hombres  es de 22ºC, tres grados que marcan una diferencia considerable. 

Según los investigadores, la razón de esta discrepancia térmica reside en varios factores. Por un lado, las mujeres son más pequeñas (de media) que los hombres y, además, tienen menos músculo y más grasa. Las fibras musculares producen más calor que la grasa de modo que, a la larga, el cuerpo se calienta más. 

Además, según explican los investigadores en su informe, la temperatura media a la que deben calefactarse o refrigerarse las oficinas está mal calculada. La actual se basa en un modelo standard de 1960 llevado a cabo por la American Society of Heating, Refrigerating and Air-Conditioning Engineers. Ésta tiene en cuenta la temperatura y velocidad del aire, la humedad relativa del ambiente, la ropa con la que vestimos y el metabolismo de los trabajadores. 

Como explicaba Boris Kingma, uno de los investigadores que ha llevado a cabo la investigación,  al Business Insider, “en principio es un buen estándar, basado en la termodinámica (el balance térmico entre el cuerpo y el ambiente)”. Sin embargo, la realidad es que las mujeres suelen pasar más frío que los hombres en sus puestos de trabajo. 

De hecho, en el análisis realizado por Kingma y sus colegas con 16 jóvenes haciendo labores de oficina, comprobaron que sus tasas metabólicas eran mucho más bajas que las utilizadas en el modelo de cálculo de 1960. O lo que es lo mismo, que la temperatura estándar calculada era demasiado baja. 

Estos datos llevan a pensar que las oficinas están pensadas para que los hombres no pasen calor, pero no para que las mujeres no pasen frío. De hecho, si la temperatura óptima subiese ligeramente las empresas podrían ahorrar una gran cantidad de dinero en refrigeración (al no tener que bajar tanto la temperatura), y probablemente más trabajadores estarían dentro del rango de confort en sus puestos laborales.

Publicidad