Estreno del biopic del autor de ‘El señor de los anillos'

Estreno del biopic del autor de ‘El señor de los anillos'

¿Qué tienen en común J.R.R. Tolkien y Bertín Osborne?

Se estrena un biopic del autor de ‘El señor de los anillos’, que quedó impresionado por la primera guerra mundial, de dónde sacaría ideas para sus novelas, pero también era un católico estricto que llegó a mostrar sus simpatías por el movimiento nacionalista español, a causa de sus convicciones religiosas. Su interés por nuestro país aparece por su relación con su tutor, un inglés con parentesco con la familia Osborne.

Nicholas Hoult y Lily Collins en 'Tolkien'
Nicholas Hoult y Lily Collins en 'Tolkien' | Fox Searchlight
JORGE LOSER
  Madrid | 13/06/2019

No habría ‘Juego de Tronos’ sin ‘El señor de los anillos’. Esta afirmación se extiende tanto a la versión audiovisual como a la literaria, aunque es posible que las tres adaptaciones de Peter Jackson al iniciarse el siglo XXI hayan marcado no solo la ficción fantástica sino cualquier propuesta visual con engranajes de épica, incluído el género bélico. Por ello, la película ‘Tolkien’ llega con la voluntad de ponerle cara al personaje que estuvo años inventado lenguas para poder crear un universo imaginario suficientemente sólido y creíble como para marcar el imaginario colectivo de la cultura popular, casi inventando un subgénero.

El film, protagonizado por Nicholas Hoult en el papel principal —curiosamente ha hecho de J.D. Salinger el año pasado— y Lily Collins como su esposa Edith, explora los años formativos de su vida, cuando conoció a un grupo de escritores y artistas en la escuela con los que formaría vínculos de amistad. Haciendo un poco de club de escritores frikis, su hermandad se fortalece a medida que crecen hasta que estalla la primera guerra mundial, que es el suceso que amenaza con separar su “comunidad", lo que inspiraría a Tolkien para escribir sus famosas novelas de la tierra media.

 

Sin embargo, la familia y fundación JRR Tolkien han rechazado mostrar apoyo a la película, comunicando que "no respaldan el film ni su contenido de ninguna manera". Algo que puede tener que ver con los litigios con los que lidia la compañía por derechos y royalties con New Line, por las películas. Y eso que la cinta no se mete en harina con los temas más polémicos de la vida del escritor.

A ver, que no era ningún ogro ni era el racista del que se le ha acusado alguna vez. Sí él era un hombre blanco nacido en Sudáfrica, en dónde el apartheid funcionaba cuando escribió su relato de hombres blancos, elfos idénticos y héroes que son todos rubios, nórdicos, arios, mientras que los villanos vienen del oriente, o del sur, y son de rostros oscuros. Pero esto ha sido una consideración que el mismo matizó en muchos escritos, negando esos estereotipos, además de enviar una carta, desmintiendo sarcásticamente sus orígenes arios a los nazis cuando le preguntaron por ello.

Sin embargo, sí hay una tertulia con Roy Campbell y C.S. Lewis. Campbell convertido al catolicismo en España vio arder iglesias y decidió posicionarse en la contienda española. Lewis le recriminó mezclar los conceptos de catolicismo y fascismo, mientras que a Tolkien le parecía que la propaganda roja forzaba a creer todo lo que se decía en contra de Franco y ocultaban los aspectos más positivos.

Y es que, en esta gama de grises en la que Tolkien despreciaba activamente el racismo flotaban ideas conservadoras, una clara oposición al comunismo, y, sobre todo, un apoyo incondicional a la causa Católica, como un gran número de intelectuales británicos, que se oponían al fascismo alemán e italiano, pero no vieron tan reprobable la sublevación española, por estar al lado del clero azotado por la quema de iglesias y demás represión.

 

Y es que, ante todo, Tolkien vivió el catolicismo como algo valioso por el esfuerzo de su madre, que al convertirse al mismo lo perdió todo (incluso sus relaciones familiares) y, a pesar de ello, se mantuvo firme pese al rechazo social, forjando una posición inequívoca del escritor ante la prueba de fuego de su madre que le hizo ser menos crítico (tampoco apoyar abiertamente) al movimiento nacional durante, al menos la Guerra Civil. Cuando se hizo con el poder y mostró su posición fascista, ya era otra cosa.

Harina de otro costal es la relación tróspida de Tolkien con Bertín Osborne. Sí, Bertín el que debió enamorarse de tu madre. Casualidades de la vida, el bisnieto de Tomás Osborne y Guezala, segundo conde de Osborne, que era abuelo de Thomas Osborne Mann, abuelo también de Francisco Javier Morgan Osborne, uno de los hombres sin los que ‘El señor de los anillos’ nunca habría sido realizado. Era un sacerdote gaditano que se encargó de la educación de John Ronald Reuel Tolkien cuando en 1904 se quedó huérfano de padre y madre a los 12 años. El clérigo español, que había emigrado años antes a Birmingham, se convirtió en el tutor legal del escritor y su hermano, por deseo de la madre.

 

Los ingresos procedentes de las bodegas Thomas Osborne en Puerto de Santa María, también eran compartidos por algunas participaciones del cura, y ese dinero sirvió para pagar los estudios de J.R.R. Tolkien en prestigiosas escuelas como Oxford, en donde imaginó su tierra media, por lo que el vino de Jeréz y la familia de Bertín tienen, de alguna manera, parte de la culpa de que, por ejemplo, ‘Juego de tronos’ sea una serie con el éxito que conocemos. Puede ser también que esa conexión parroquial andaluza tenga algo que ver con el interés de Tolkien en defender los intereses de la iglesia española públicamente.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.