A las puertas de las fiestas de El Pilar resulta imposible no hablar de Zaragoza, la ciudad maña está a punto de comenzar las celebraciones de su semana grande, una semana que termina con la celebraciones del día 12 de octubre; desde este mismo fin de semana comienzan los conciertos y las mil y una actividades organizadas para celebrar las fiestas de la ciudad como sus habitantes y visitantes merecen pero, más allá de la fiesta y el jolgorio, Zaragoza es una ciudad que merece una visita porque es una ciudad histórica, la ciudad de las cuatro culturas: romana, musulmana, judía y cristiana, es también la ciudad de Goya, la de las dos catedrales (sí, dos) y la de las tapas más ricas de España; eso así, como resumen, pero te lo vamos a contar con más detalle para que no te pierdas ninguno de los imprescindibles de Zaragoza.

Catedral-Basílica de Nuestra Señora del Pilar | Pixabay

Catedral-Basília de Nuestra Señora del Pilar

La Catedral-Basília de Nuestra Señora del Pilar es el símbolo de la ciudad y una de las catedrales más importantes de España y del mundo, es barroca y pasa por ser el primer templo mariano de la cristiandad; más allá de la magnifidencia del edificio y de tu fe o tu falta de ella, tienes que entrar en la basílica por múltiples razones artísticas ¿la más importante? está decorada con frescos y alguno de ellos lo pintó Francisco de Goya.

La Seo, vista de parte del techo | Wikipedia, foto de dominio público

Catedral de El Salvador de Zaragoza

La Catedral de El Salvador tiene menos fama de la que merece pero, compartiendo ciudad con la Basílica de Nuestra Señora del Pilar, es incluso comprensible; sea como fuere no puedes dejar Zaragoza sin visitar esta magnífica catedral porque se trata de un edificio histórico de notable importancia: se levantó donde antes hubo un foro romano y una mezquita de modo que aglutina gran parte de la historia de la ciudad. Aunque dentro de la Catedral te sientas abrumado por la espectacularidad de sus altares, no olvides mirar al techo...

Interior del Palacio de la Aljafería | Wikipedia, foto de dominio público

Palacio de la Aljafería

Este palacio es un lugar único porque, además de representar la huella innegable de la historia árabe de España, es el único edificio de arquitectura islámica que se conserva de la época de los Reinos de Taifas; está reconocido además como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO (como el resto de construcciones mudéjares de Zaragoza) y forma, junto a la Mezquita de Córdoba y la Alhambra de Granada, la tríada de los edificios islámicos más importantes de la península.

Murallas romanas - Torreón de la Zuda - San Juan de los Panete | Ecelán - Wikipedia

Torreón de Zuda

Siguiendo con la arquitectura mudéjar, podemos visitar el Torreón de Zuda que es lo único que se mantiene en pie del antiguo palacio de Zuda, todo un alcázar musulmán edificado sobre los restos de las murallas romanas de la ciudad. No estaría de más que empezaras tu visita a Zaragoza por esta torre porque actualmente en su interior encontrarás una Oficina de Turismo del Ayuntamiento.

Goya | Federico Marés, Wikipedia

Ruta de Goya

Parte de la ruta de Goya que recorre la provincia de Zaragoza y también Huesca está en la ciudad de Zaragoza, aquí podrás visitar varios lugares y museos en los que descubrir la huella de este magnífico pintor maño, te recomendamos algunos: el Museo de Zaragoza cuenta con una importante colección permanente de lienzos de Goya, también el Museo Goya-Colección Ibercaja por no hablar de los frescos de Basílica del Pilar, tres visitas obligadas de la ciudad de Zaragoza para honrar a su artista más importante.

El Ebro a su paso por la Catedral-Basílica de Nuestra Señora del Pilar | Pixabay

Ebro

No todo va a ser arte, aunque de eso haya mucho en Zaragoza, la ciudad nació a orillas del Ebro y el río es hoy un lugar de encuentro y diversión desde que en 2008 se acometió toda una serie de reformas que cambiaron el modo en el que el río cruza la ciudad. Se crearon nuevas áreas recreativas, carriles bici, terrazas, aceras... que todavía puedes disfrutar hoy. Y es que si París tiene el Sena y Londres el Támesis, Zaragoza tiene el Ebro y, ojo, con un caudal similar al del Sena y mayor que el del Támesis.

De tapas | Pixabay

De tapas por Zaragoza

En tu visita a la ciudad de Zaragoza no pueden faltar las tapas, para disfrutar las mejores te recomendamos que te adentres en la zona conocida como El Tubo, el casco histórico de la ciudad, y disfrutes de alguna caña bien tirada y un bocado aquí, otro allá...