Viajestic » Escapadas

Guadalajara

Descubre Alustante, cuyo mayor tesoro ¿se escucha?

En Alustante, un pequeño municipio de Guadalajara, encontramos un enorme tesoro que no se ve, sino que se escucha. Te contamos todos los detalles.

Alustante

Imagen de 19Tarrestnom65 en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 4.0 Alustante

Publicidad

Alustante está ubicado en la parte sureste de la provincia de Guadalajara, prácticamente lindando con la provincia aragonesa de Teruel. Estamos ante una localidad pequeña, con tan solo unos 100 habitantes. Eso sí, está ubicada en la conocida comarca del Señorío de Molina-Alto Bajo, realmente famosa por sus frías temperaturas. Aunque no tiene mucho patrimonio, lo cierto es que en Alustante encontrarás un tesoro que no se ve sino que se escucha. Estamos hablando nada más y nada menos que de su toque de campanas. A tanto llega el asunto que el mismo Gobierno de Castilla La-Mancha ha decidido declararlo como Bien de Interés Cultural.

El ayuntamiento de Alustante, durante más de 15 años y junto a la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción y la Asociación Cultural Hontanar, ha estado trabajando en el hecho de conservar este toque de campanas. Debemos tener en cuenta que es uno de los medios de comunicación más antiguos en esta comunidad rural. Alustante decidió recuperar ese toque manual de campanas al ver que a la parroquia no le salía rentable el sistema mecánico puesto que, con regularidad, tenía averías. Es entonces cuando el campanero, Juan Martínez Fonfría, comenzó a interpretar esos toques tradicionales. Cuando murió, en el año 1990, sus hijos y nietos continuaron con esta preciosa labor.

El toque de campanas, una comunicación única

Su función era completamente social, ya que servía para alterar, informar o, incluso, proteger a la propia población. La mecanización de este toque de campanas empezó a realizarse en la segunda mitad del siglo XX, teniendo como consecuencia la práctica desaparición del oficio de campanero.

Por fortuna, en la década de los ochenta de ese mismo siglo, surgieron una serie de grupos de campaneros y estudiosos. Su objetivo no era solamente tocar las campanas, sino también investigar, recuperar toques y fomentar diversas restauraciones. Algo esencial en la actualidad, por supuesto.

Caracol de la Iglesia de Alustante | Imagen de Jlordovas en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 3.0

El campanario de Alustante, algo mágico

Cuenta con un total de cuatro campanas, cuya refundición tiene lugar en numerosas ocasiones desde principios del siglo XVI hasta el mismo año 1974. En ese momento se refundió la llamada campana María.

En Alustante se han podido llegar a mantener un total de 16 toques, cuyas variantes podrían hacer que se convierta en muchos más. Bien es cierto que, aunque la base en cuanto a documentación está en este pueblo, la aportación de diversos campaneros para contrastar información nos hace saber hasta qué punto existían diferencias y similitudes en los toques de otros pueblos.

¿Cuáles son los toques que existen en la actualidad en Alustante?

Son los toques de oraciones, toques de misa en ermitas, toques de rosario, toques de misa, repique de fiesta, repique de Domingos Terceros, toque de doctrina, toque de escuela, toque de penitencia, toque de nublo, toque de rebato (peligro), toque de concejo, toque de perdidos (cuando se ha perdido una persona), toque de difuntos, toque de Gloria (niño difunto), así como bandeo (fiestas patronales). ¡Una auténtica genialidad!

Publicidad