Ciudad del Cabo es una ciudad llena de creatividad, color, sonidos y sabores. Un crisol de culturas, de bullicio metropolitano. Caminar por sus calles y conocer a su gente, enamora. Su belleza, su libertad y su increíble espíritu colman los sentidos de aquellos que se deciden a conocerla. Ciudad del Cabo es una ciudad donde lo inesperado esta siempre, acechando, a la vuelta de la esquina. Cape Town, Ciudad del Cabo, es la ciudad más visitada de Ýfrica meridional. Son pocos los centros urbanos que puedan igualar un entorno como el suyo, con la cadena de montañas a lo largo de la península del cabo, que se desliza hacia el Océano Atlántico y termina en el Cabo de Buena Esperanza, con sus historias y leyendas, impresionante. El lugar más conocido y de obligada visita es Table Mountain, la montaña erguida en el centro de la ciudad, envuelta con frecuencia por las nubes. Table Mountain domina Ciudad del Cabo. La ciudad se extiende a sus pies. Un viaje en teleférico a la cima de la montaña es la manera perfecta de orientarse en un primer viaje. En un día claro, en la parte superior, se puede ver la isla de Robben en Table Bay, el lugar donde una vez estuvo preso el ex presidente y Premio Nobel de la paz Nelson Mandela fallecido recientemente. Ver estos dos lugares es un plan que se puede hacer en el mismo día. Table Mountain es el núcleo de Ciudad del Cabo. Es tan espectacular que esta considerada como una de las siete Maravillas Naturales del Mundo. Se alza majestuosa y es visible desde cualquier punto de la ciudad, a la que divide en distintas zonas, con jardines públicos, desierto, bosques, rutas de senderismo, viñedos y zonas residenciales en sus laderas. Deleitarse con la rica textura urbana de Ciudad del Cabo, con su fusion de arquitecturas. Un estilo indígena holandés del Cabo, arraigado, de los Países Bajos, con las bodegas de Constantia, rodeadas de viñedos como mayor exponente. Alturas introducidas por refugiados franceses en el siglo XVII. Minaretes construidos por esclavos musulmanes liberados en el siglo XIX. Y un estilo georgiano y victoriano introducido por los ingleses que invadieron y liberaron a los esclavos. El barrio musulmán de Bo-kaap es el más colorido de Ciudad del Cabo, casas pintadas de vivos coloresse extienden por la ladera de Signal Hill. Es un barrio multicultural y un sitio obligado para hacer fotos, ver tiendas de diseño y encontrar coquetos cafés Para apreciar Ciudad del Cabo es necesario pasar tiempo al aire libre, como lo hacen sus habitantes, pasear, ir de picnic o tomar el sol. Visitar el puerto histórico Victoria & Alfred Waterfront, que se encuentra situado cerca del estadio de fútbol, en el puerto de Ciudad del Cabo. Allí hay cientos de tiendas de primeras marcas, un mercado gastronómico gourmet y un amplio pabellón con puestos de artesanía en los que adquirir souvenirs. Es un excelente lugar para comer, ver espontáneas actuaciones artísticas y visitar museos para conocer más sobre la historia de la ciudad. Desde Victoria & Alfred Waterfront salen los ferrys que van a la Isla de Robben Island y también se puede contratar una excursión marítima que recorra la bahía. Os proponemos una ruta turística por la Provincia Occidental del Cabo.