CAPITAL DE POLONIA

CAPITAL DE POLONIA

10 rincones imprescindibles en una escapada a Varsovia

La capital polaca está llena de rincones a cuál más interesante. En una escapada corta no da tiempo a ver todos sus encantos, pero sí al menos estos 10 con los que acercarse a lo más importante de Varsovia. Cuidado, engancha.

1. Museo del Levantamiento de Varsovia. Es el museo en el que se nos cuenta como en ningún otro lugar el levantamiento de la ciudad contra los nazis en 1944. Tiene una superficie de más de 3.000 metros cuadrados y cuenta con cerca de 1.000 piezas de exposición, así como 1.500 documentos gráficos entre fotografías y películas.

2. Castillo Real. Sede del Gobierno y residencia real, fue destruida por completo durante la ocupación nazi. Hoy se puede visitar ya que se ha reconstruido. En su interior nos espera una colección de arte, con obras de Rembrandt, entre otras. Justo delante del castillo se alza una columna de 20 metros en honor de Segismundo III.

3. Catedral de Santa Ana. Pocas cosas se pueden comparar a un concierto de órgano en la Catedral de Santa Ana. Es uno de los pocos edificios que sobrevivió a los bombardeos. Está muy cerca del Castillo Real y los conciertos suelen ser los domingos.

4. Gueto Judío. Un austero monumento marca dónde los judíos eran deportados a Treblinka, uno de los más atroces campos de concentración. A su alrededor hay numerosos enclaves que recuerdan un momento muy oscuro de la historia reciente polaca.

5. Casco histórico. Está declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Lleno de artistas callejeros tocando diferentes instrumentos y cantando, permite admirar la pasión de Polonia por la música. Tendremos que ir allí a antigua Plaza del Mercado, rodeada de edificios antiguos, terrazas…

6. Barbacana de Varsovia. Reconstrucción de la muralla que protegió a Varsovia desde el siglo XVI. Pese a ser destruida prácticamente en su totalidad durante la II Guerra Mundial, visitarla es imprescindible. En su reconstrucción se utilizaron ladrillos góticos extraídos de edificios demolidos.

7. Palacio de la Cultura y la Ciencia. Es el edificio más alto de Polonia y un símbolo del Comunismo en el país, ya que fue un regalo de Stalin. En su interior suele haber exposiciones sobre la ciudad y desde su azotea se puede contemplar toda la capital polaca de un vistazo.

8. Parque Łazienki. Un paseo relajado es obligatorio si vistamos Varsovia, y más en este parque tan famoso y querido por los locales. Dentro del mismo se encuentra el Palacio Łazienki, que alberga el Centro Contemporáneo de Arte de Varsovia y que fue la residencia de verano del último rey de Polonia.

9. Tumba del Soldado Desconocido. Más que por la tumba en sí, por poder presenciar el cambio de guardia, que es bastante llamativo. Como es habitual, los guardias no se mueven absolutamente nada durante su turno.

10. Nowy Swiat. Es la calle principal de Varsovia. Está llena de tiendas y restaurantes, la mayoría decorados con flores en la puerta. Allí podremos degustar los guisos de carne típicos de Polonia y, en verano, sus magníficos helados XXL.

Más información:

Turismo de Varsovia

Turismo de Polonia

Viajestic | Madrid
| 24/06/2019

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.