América Sur

América Sur

Rockhouse Hotel. Naturaleza y buen rollito jamaiquino

Tu alternativa de buen ambiente de relax exótico en plena naturaleza de Jamaica.

Plan relax. Reggae y musiquita tropical. Pescados frescos. Frutas exóticas. Un poco de ruido, si quieres y sino… nada de nada. ¿Te apetece? Entonces el Rockhouse Hotel de Jamaica te está esperando. Un complejo construido arriba de los acantilados, entre la espesa selva, en donde puedes quedarte tranquilo viendo el azul cristalino del mar desde las zonas comunes o desde tu habitación. El diseñador de todo esto tuvo la intención de crear una infraestructura que estuviera en armonía visual con el entorno, así que se basó en el estilo de construcción de las villas africanas para crear este ambiente natural Su estructura de piedra y la decoración de los espacios, respira desconexión total del mundo. Siempre puedes regresar a la ciudad de Negril a por tu ración de ruido, estás sólo a 20 minutos, pero en el Rockhouse el plan es la calma. Tienes diferentes opciones para dormir durante tu estancia, pero tanto si escoges las que están justo al borde del acantilado, como las que están más escondidas en su zona más selvática, todas tendrán aire acondicionado, unas vistas espectaculares, su balcón y todos los servicios de un hotel de esta categoría. Que aquí el plan es disfrutar mucho del entorno, pero sin olvidarnos de la comodidad. Comienza el día y con una buena dosis de parsimonia. Te levantas, desayunas y comienzas a preguntarte qué te apetece. ¿Una larga caminata por la playa? Baja unos pocos escalones y está ahí. ¿Vivir de cerca la maravillosa fauna marina del Caribe? Entonces el plan es de snorkel. Sino, desde su piscina también puedes adueñarte de ese paisaje paradisíaco. Luego de un un día tranquilo, nada como sentarse en su deck sobre el mar para a ver uno de esos espectaculares atardeceres de Jamaica. Prepara la foto, porque en pocos lados del mundo podrás ver tanta belleza. Dijimos relax, ¿no? Si con todo esto crees que necesitas más, una visita al spa será una buena solución. También puedes acercarte a su espacio de yoga para tu rutina de introspección y ejercicio físico. Y cuando ya apetece probar alguna de las delicias del Hotel, sus restaurantes te ofrecen tres magníficas maneras de saborear lo mejor de la zona. El Rockhouse, te presentará la reinterpretación de la comida de la isla. Mariscos, frutas tropicales, curries y una gran selección de vinos. El plan en el Pushcart es lo opuesto. Aquí podrás probar lo que se come día a día en Jamaica. Como si estuvieras en un chirirnguito, mezclado con locales. El espíritu de lo que siempre supiste de este rincón del mundo, con reggae en vivo y mucho buena vibra. Claro que comer carnes y pescados asados del Rockhouse Pool Bar & Grill, la barbacoa que está junto a la piscina, también debe ser la gloria. El Rockhouse se trata de una escapada exótica dentro de un hospedaje boutique que está reconocido como el mejor hotel de Jamaica y el 5º mejor de todo el Caribe, entre otros muchos premios que ha recibido. Y también está considerado como un destino responsable, de esos que entienden perfectamente que se puede disfrutar a pleno de la naturaleza sin dejar una huella negativa en ella. Es buen lugar para vacaciones en pareja o luna de miel. Aquí el plan es absolutamente sin niños menores de 12 años, recuerda que está sobre un acantilado y no sería seguro. Tu estancia en el Rockhouse se presenta como la alternativa de buen ambiente de relax exótico en plena naturaleza.  

Viajestic | Viajestic
| 02/03/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.