HOTEL BOUTIQUE EN MÉXICO

HOTEL BOUTIQUE EN MÉXICO

Revive la pasión de Elizabeth Taylor y Richard Burton en la mansión de la actriz

Casa Kimberly es la gran casona frente al Pacífico Mexicano en la que Elizabeth Taylor y Richard Burton crearon un hogar y vivieron su amor. Ahora reabre sus puertas como hotel boutique de nueve habitaciones, pensado para parejas que quieran exaltar su pasión como las estrellas de Hollywood.

La historia de Casa Kimberly comienza con un romance: el de la actriz Elizabeth Taylor y el actor Richard Burton. Dos estrellas del cine que eligieron Puerto Vallarta, el que aún era un desconocido pueblo pesquero, para construir un hogar donde escapar de las miradas indiscretas. Allí, en México, la mansión vive ahora una nueva etapa al reabrir como hotel boutique. Una residencia constituida por dos casitas tradicionales mexicanas que se conectan nada menos que mediante el 'Puente del Amor, diseñado como una réplica del Puente de los Suspiros de Venecia.

Ubicada junto a las colinas y con vistas al mar, Casa Kimberly ha sido diseñada por Janice Chatterton. Aunque totalmente renovada y ampliada, ciertos elementos del célebre pasado que dejaron allí sus célebres dueños permanecen intactos. Sus nueve habitaciones, repartidas entre las dos casitas, enamoran. Tanto como su piscina, su spa, su restaurante o su bar, que reciben a los huéspedes en un ambiente elegante inspirado en el diseño tradicional colonial mexicano y acentuado con algunas chispas del glamour de Hollywood.

Llenas de magia y encanto, entre las nueve estancias destaca la habitación de Elisabeth Taylor. Con una bañera de mármol rosado en forma de corazón, la cual ocupa su espacio original. En ella, unas vistas espectaculares desde su amplia terraza y desde su piscina privada con jacuzzi. Una habitación que, a través del Puente del Amor, está conectada a la suite de Richard Burton, situada junto a la piscina exterior. Las otras siete suites que conforman este hotel boutique único han sido también diseñadas y decoradas individualmente aunando auténticas antigüedades con piezas modernas. La mayoría de las estancias cuentan con jacuzzi en la terraza privada y baños de diseño. Algunas de ellas tienen techos elaborados a base de tejas pintadas a mano, bóvedas de ladrillo, murales y fuentes en el patio.

En lo gastronómico, Casa Kimberly cuenta con un restaurante al aire libre: La Iguana. Un espacio de ambiente elegante pero con un toque informal en el que descubrir la propuesta de cocina mexicana contemporánea con la firma del chef Eduardo Lucero Michaga. El cocinero mexicano ha creado un menú en el que aúna platos tradicionales mexicanos con influencias culinarias modernas siempre a base de productos frescos, locales y de temporada.

Ubicado en el patio del hotel, el comedor de La Iguana cuenta con paredes retráctiles que aprovechan las suaves brisas costeras. Iluminado con lámparas de cristal en forma de araña, el sonido que envuelve la sala proviene del agua de la fuente situada en el patio. En mitad del espacio está situada la barra de tequilas, donde cuentan con una amplia gama, perfecta tanto para los apasionados de este destilado como para los recién llegados que tienen pendiente en su lista descubrirlo.

Este hogar de desconexión lleno de encanto cuenta con un spa constituido por dos amplias suites de tratamientos con jacuzzi privado. Un espacio donde vivir una experiencia romántica en intimidad ya que cada suite tiene capacidad para dos personas. Las citas en el spa son totalmente personalizadas y comprenden desde el cuidado de la piel y las uñas, hasta tratamientos corporales, baños de spa con infusiones curativas, aromaterapia y todo lo necesario para lograr el máximo bienestar de sus huéspedes.

Más información:
casakimberly.com

Viajestic | @Viajestic | Madrid
| 03/06/2016

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.