Viajestic » Destinos

VIAJES DIFERENTES PARA EL 31 DE DICIEMBRE

5 planes para una Nochevieja diferente

Si estás cansado de las campanadas en la Puerta del Sol, de oír las proezas de tu cuñado y del perenne rollo de carne de todos los años, convierte la noche de Fin de Año en toda una aventura. Te proponemos cinco planes que no tienen desperdicio y que se salen de lo normal.

Publicidad

Sergio Cabrera | @sergiossen | Madrid
| 09.12.2015 00:12

Skógafoss

1. Cascadas y aurora boreales en Islandia. Es lo que ha programado para el 31 de diciembre la agencia Arctic Yeti, especializada en el país más al norte de Europa. Su programa de una semana en la isla tiene para la Nochevieja una agenda que pasa por la cascada de Skógafoss, con 60 metros de altura y 25 metros de ancho. Además, hay parada también en la de Seljalandfoss, que se puede visitar por detrás de la columna de agua. Y no faltará una cena especial bajo las auroras boreales, pues se pasa por zonas sin contaminación lumínica a lo largo del recorrido (el resto de la semana se visita todo el suroeste del país, sus parques nacionales, la capital y sus termas naturales). Desde 1.595 €/persona.

Costa Fortuna

2. Crucero por el golfo Pérsico. ¿Quién dijo que no se puede pasar calor en diciembre? Y no solo eso, sino también hacerlo en alta mar. Es lo que experimentarán los que se suban el 30 de diciembre en el crucero 'Las mil y una noches' de Costa Cruceros, que a bordo del Costa Fortuna recorrerán, durante nueve días, las costas de Emiratos Árabes Unidos y Omán, haciendo parada en Dubái (puerto de salida y llegada), Abu Dhabi, Khasab y Muscate. Existe la posibilidad de recorrer el desierto en 4x4, así como almorzar en el Burj Al Arab. Además, en el barco no faltarán ni un parque acuático con toboganes ni espectáculos teatrales y de música. Desde 1.269 €/persona.

Fuegos artificiales sobre la Acrópolis de Atenas

3. Fuegos artificiales bajo la Acrópolis. Atenas es siempre una buena opción para escaparse, y más en fin de año, cuando las calles vibran de color, luz, música... La capital griega llena sus tejados de terrazas acondicionadas en las que poder disfrutar de un buen café o una cena, pero también cuenta con mercadillos e incluso una aldea navideña. Lo mejor llega en Nochevieja, cuando se puede asistir a un concierto previo al cambio de año y que tiene lugar en una de las explanadas de la zona de la Acrópolis. Luego, desde allí o desde algún privilegiado de Plaka, nada como ver los fuegos artificiales que alumbrarán el templo heleno con mil colores. La emoción del momento es inolvidable.

Masái-Mara

4. Junto a los masai en Kenia. Una opción muy singular que podrán disfrutar los que se embarquen en el Safari Kiboko que comienza el 29 de diciembre y que durante siete días recorrerá parte de Kenia. Coincidiendo con el fin de año, el grupo podrá brindar por 2016 en la Reserva Nacional de Masai Mara, en plena sabana, entre elefantes, ñus, gacelas, cebras... La cena se realiza tras un pequeño safari por el parque y con la posibilidad de acompañar a jóvenes pastores de la región. Por cierto, que esta será en un lodge y no faltará con qué chocar las copas. ¿Te imaginas entrar en un nuevo año con una manada de leones a pocos metros de ti? Es posible desde 1.959 € con Destinia.

Monasterio de Silos

5. Junto a los monjes de Silos. La comunidad benedictina de Silos tiene en su monasterio del municipio burgalés todo un retiro de sosiego y reflexión para el que quiera compartir durante unos días la vida de los monjes. Solo es posible pernoctar allí si se es varón, y se goza de independencia y libertad para asistir a la oración comunitaria de los monjes, orar, reflexionar, leer, meditar en la habitación, en la huerta o fuera del monasterio. Es necesaria reserva previa y la estancia mínima son tres días (hasta ocho), desde 42 €/diarios. Oír sus cantos gregorianos es toda una experiencia.

Publicidad