De puerto en puerto

De puerto en puerto

Descubre Savona en una parada de crucero

Savona es una de las típicas paradas de algunos cruceros del Mediterráneo y se puede disfrutar de la visita en un agradable paseo de varias horas. Quizá no la conoces, pero tiene mucho que ofrecer. Te lo contamos.

Savona, Italia
Savona, Italia | Wikimedia Commons

Italia es un país que cuenta con muchas ciudades turísticas y conocidas. Roma, Venecia, Milán, Nápoles, Génova. Si nos lo propusiésemos, podríamos hacer una lista bastante larga de ciudades de las que todo el mundo ha escuchado hablar alguna vez o ha visitado. Pero seguramente en muy pocas de esas listas aparecería Savona, una ciudad del norte del país que normalmente solo conocen aquellos que han hecho un crucero.

Y es que Savona es una parada típica en los cruceros que dan la vuelta por algunos de los países del Mediterráneo. Por eso hoy vamos a descubrirte todo lo que puedes visitar en una parada de crucero en Savona. Y, por qué no, también puede serte útil si haces un viaje a Génova y decides hacer una pequeña excursión. ¿Tienes papel y boli? Pues comenzamos.

Como hablamos de conocer esta pequeña y bonita localidad italiana en una parada de crucero, lo primero que verás será el puerto. Así, deberás cruzar el puente móvil que te llevará a ‘tierra firme’ y podrás ver la Torre León Pancaldo, una torre del siglo XIV que es el símbolo tanto del mismo puerto como de la ciudad. Después puedes dirigirte hasta la Via Pia, la calle principal de Savona, y ver lugares como el Palacio Rovere, la Plaza de la Maddalena o el Palacio Santa Chiara. Cabe decir que no son lugares impresionantes, por lo que deberás ir con cuidado si no quieres pasarlos de largo. Eso sí, notarás el momento en el que llegues a una plaza porque pese a no ser tampoco muy grandes son bastante más anchas que las callecitas de este pueblo marinero.

Plaza de la Madalena, Savona, Italia | Wikimedia Commons

Un poco más para adelante se encuentra el Teatro Chiabrera y muy cerca la Fontana del Pesce. Después, tu siguiente parada puede ser la Plaza Goffredo Mameli, una plaza en la que se encuentran algunos de los monumentos más importantes de Savona. Así, entre ellos está el Monumento a los caídos, una escultura en honor a las víctimas de las guerras.

Más para abajo te proponemos visitar la Plaza Sixto IV; la Catedral de la Asunción, construida en 1605 con estilo barroco y la Capilla Sixtina, restaurada recientemente y construida como monumento sepulcral.

Después puedes ir hasta la Fortaleza del Priamar, situada junto a la playa. Se trata de una fortaleza que data del siglo XVI y que se ha utilizado para varias cosas a lo largo de los años. Así, comenzó teniendo un uso militar, después fue la principal prisión de Italia hasta 1903 y tras pasar unos años vacía, se convirtió en el museo que es hoy en día. De esta manera, visitándola conocerás el pasado de Savona y su cultura, podrás pasear por sus jardines que cuentan con esculturas de primates y además podrás disfrutar de unas bonitas vistas tanto del mar como de la montaña.

Savona, Italia | Wikimedia Commons

Tras esto puedes visitar el parque que hay justo al lado, en el que se encuentran el Templo Boselli y un Monumento a Garibaldi. Y ya de paso puedes aprovechar y pisar la arena de la pequeña playa de Savona. Después ya solo te faltará ver la Plaza del Brandale, una zona súper bonita llena de torres. Al terminar puedes regresar al barco pero si no quieres porque todavía te sobra tiempo, puedes relajarte tomando un café en alguna de las acogedoras terrazas de la localidad.

Judith G. noé | Madrid
| 02/07/2017

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.