Asia

Asia

La cultura japonesa en forma de templo: Kyoto

Dicen que Kyoto cuenta con más de 1.600 templos.

Al igual que ocurre en Europa con sus catedrales e iglesias, en Japón son los templos los que despiertan mucho el interés del turista. Y Kioto es, sin duda, la ciudad donde empaparse de ellos. Se dice que la que un día fue capital del País del Sol Naciente cuenta con más de 1.600 templos. Imposible verlos todos y, probablemente, poco recomendable también. Kioto respira encanto, misterio e historia por cada uno de sus rincones, calles, callejones y, por supuesto, templos. Es tarea complicada anteponer unos a otros, pero el auge de este país como destino turístico, tanto para occidente como para el resto de oriente, ha hecho este trabajo mucho más fácil. Templo Kiyomizudera, templo del agua pura. Al este de Kioto, toma su nombre de las cascadas naturales que acaban allí y da nombre a varios templos budistas. Impresionante a los ojos de un occidental por su belleza arquitectónica (la primera construcción data del año 778) y por el incomparable entorno natural que lo rodea. Un paseo, largo eso sí, hasta allí; las vistas que otorga de la ciudad y la historia que se respira una vez se accede a él. Cuenta la historia que quien lo visita debe beber el agua de una de las tres fuentes que tiene. En función de la suerte que nos acompañe, esa agua puede darnos: salud, longevidad o éxito en los estudios. Templo Ginkakuji (Pabellón Plateado) y Templo Kinkakuji (Pabellón Dorado). El primero de ellos anima a una conexión real con la naturaleza más tranquila de la ciudad, fue construido con el objetivo de servir como lugar de descanso. Kinkakuji es, sin embargo, una oda al poderío de un reino. Dos de sus tres plantas están cubiertas con hojas de oro puro. Ya es impresionante la vista de este edificio y su reflejo en el agua del estanque que lo rodea (la cultura japonesa dice que éste es el reflejo de la vida paralela que existe junto a nuestra realidad) y el jardín japonés que lo rodea también es merecedor de un paseo. Templo Ryoanji. A diferencia de los anteriores, éste es un templo zen y cuenta con uno de los jardines secos más famosos del mundo. El misterio en torno a este templo deja de ser una percepción para pasar a convertirse en realidad: su creador no explicó nada sobre el significado del jardín y durante siglos, descubrir su sentido, ha sido un misterio. Una bicicleta, muy fácil de adquirir en Kioto, puede ser el mejor medio de transporte para recorrer y empaparse de esta misteriosa y bellísima ciudad.

Viajestic | Viajestic
| 28/02/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.