COMPARADOR DE PRECIOS

COMPARADOR DE PRECIOS

¿Cuánto ahorramos si compramos en las tiendas de los aeropuertos?

Lo habitual es que tengamos la idea de que aquello que compremos en una tienda de un aeropuerto con el calificativo de 'Duty Free' sea más barato que en un supermercado. Sin embargo, ¿es esto realmente así?

Duty Free de la Terminal 2 del aeropuerto de Madrid
Duty Free de la Terminal 2 del aeropuerto de Madrid | World Duty Free

Es paradójico comprobar cómo del mismo lugar es posible tener dos convicciones igual de opuestas y, al mismo tiempo, igual de ciertas. Nos referimos a los aeropuertos, donde por una botella de medio litro de refresco llegamos a pagar el equivalente a cuatro litros del mismo producto en un supermercado; pero donde también, por un frasco de perfume, nos podemos ahorrar una media de 20 €, según la marca y el formato elegido. Y sí, ambas cosas ocurren bajo el mismo techo.

Todo se trata de que el producto esté o no acogido al Duty Free, es decir, a la liberación de impuestos por parte de la empresa que los vende. Lo habitual es que refrescos, productos perecederos, cafés, etc. no tengan estas rebajas fiscales contempladas, de ahí que no tengan precios competitivos con los de las tiendas a pie de calle. Lo contrario ocurre con el alcohol o el tabaco, que sí tienen un gravamen directo.

Duty Free del aeropuerto japonés de Fukuoka

Sin embargo, ¿hasta qué punto nos ahorramos dinero comprando ciertos productos en una tienda de un aeropuerto? La respuesta la conocemos gracias a un estudio de Skyscanner, la web que compara precios de billetes de avión, que ha querido hacer lo propio con los productos de los Duty Free. Así, se desprende que, en los aeropuertos españoles, el ahorro en bebidas alcohólicas es mínimo.

Por su parte, en perfumería, el ahorro ronda el 20%, mientras que en chocolates y golosinas ocurre el efecto contrario, siendo más caro en el aeropuerto que en las tiendas. Y no solo en los dulces. Comprar tabaco en los Duty Free de Madrid y Barcelona resulta un 13,08% más caro que hacerlo en un estanco. Claro que la excepción aquí es Canarias, donde podemos beneficiarnos de un ahorro de un 40,21 % con respecto al precio en la Península.

Al comparar aeropuertos entre sí, los españoles se encuentran en la mitad de la tabla. Los de ciudades como Berlín, Budapest u Oslo son significativamente más baratos. En el otro extremo, los de Dublín, Ginebra o Londres resultan más caros en productos como el alcohol o el tabaco.

Duty Free del aeropuerto de Dubái

Los expertos aconsejan comprar en los Duty Free los licores y espirituosos, máxime si están en oferta. Del mismo modo, si estás en un país con el precio del tabaco muy bajo, aprovechar para comprar varios cartones, si se es fumador. Según qué aeropuerto, como los del Sudeste Asiático, puede ser interesante comprar relojes o joyas, más baratas que en la calle.

Por otro lado, desaconsejan comprar souvenirs, mucho más caros que en las tiendas de los centros históricos; productos de electrónica, más caros y casi siempre desfasados; y gastronomía típica, mucho más cara en el margen.

Viajestic | Madrid
| 29/09/2016

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.