El turismo es una potente fuente de ingresos y de empleo, pero si los turistas acuden en masa a las ciudades, pueden provocar graves problemas y afectar al medio ambiente. Hay destinos muy atractivos para los visitantes, ya sea por sus espectaculares monumentos, por sus paisajes naturales, por sus rincones únicos o por la esencia de sus calles. Millones de personas se agolpan cada año en Italia, Grecia, Escocia o Croacia, entre otros. Estas visitas se pueden convertir en un infierno. Os mostramos en este vídeo algunos enclaves turísticos que acabarás detestando en tu primera visita.

Hoy en día las facilidades en las comunicaciones son una de las claves de que viajemos tanto: a golpe de click en unos minutos se pueden reservar vuelos, hoteles o excursiones y obtener toda la información necesaria para nuestro viaje. Esto ha provocado un aumento significativo de los turistas, lo que ha llevado a que en esos destinos se establezcan límites de visitas para evitar la sobrecarga de la ciudad.

En determinados lugares tienen que tener en cuenta cómo afecta la masa de turistas al entorno, ya que en ocasiones si la infraestructura no está preparada para grandes cantidades de peso se puede venir abajo. Además, los residentes también se quejan de la llegada de tantas personas porque supone mucho ruido y molestia para ellos.

Cuando viajamos tenemos en cuenta muchos factores: gastronomía, cultura, dinero... Y ahora tenemos que considerar también que, si el destino es muy solicitado, quizá no sea la mejor opción. Para evitar este tipo de problema, hemos recogido en este vídeo ciudades que se pueden convertir en un infierno. Comprueba cuántas de ellas has visitado y si tu experiencia ha sido tan caótica y agobiante como parece. Si has ido a alguna de estas ciudades, ¿volverías?