UN OASIS NATURAL DE AGUAS TERMALES

UN OASIS NATURAL DE AGUAS TERMALES

Chapuzón en las grutas de Tolantongo

Bienvenido a un espacio natural inigualable en el desierto mexicano, rodeado de un verde exuberante y de aguas tropicales de un intenso azul turquesa. Un oasis como pocos y que seguro será el viaje de tu vida.

Las Grutas de Tolantongo son una de esas bellezas naturales que imponen. En México, en el municipio Cardonal, en el estado de Hidalgo, y a muy pocos minutos de la ciudad de Ixmiquilpan, podemos descubrir un auténtico paraíso de aguas azul turquesa. Un lugar ideal en el que disfrutar plenamente de la naturaleza.

A sólo 164 kilómetros de Ciudad de México, y escondidas entre montañas, las grutas de Tolantongo son una serie de formaciones geológicas con aguas termales que se han convertido en toda una atracción. Un espacio natural inigualable, con vistas espectaculares, rodeadas de un verde exuberante y de aguas tropicales. Las aguas del río Tolantongo provienen de una serie de canales montañosos que pasan por roca cálcica, que hacen que el agua brote de color turquesa y con un promedio de 38 ºC, sin duda, un spa natural único en el que relajarse de verdad.

El río recorre toda la zona y de manera natural crea pozas de agua en ambos lados de la montaña y en la gruta. Todo está preparado para acoger a quienes se acercan. Hay servicios y empresas que incluso ofrecen tiendas de campaña o cabañas para pasar allí unos días explorando los senderos, las grutas y el río.

La gruta es una de las principales atracciones. El agua de la gruta brota de las cascadas y está a una temperatura de 34 a 37 ºC, así que prepárate para un masaje calentito y relajante en un espacio natural impresionante. Además gracias a los minerales que contiene  tu piel terminará hidratada y como nueva. Solo tienes que llevar el traje de baño y un calzado apropiado para no resbalar. Dentro de la gruta principal hay formaciones geológicas como estalactitas y estalagmitas. También hay una impresionante fosa de formas geológicas caprichosas en la que cae un gran chorro de agua en la que se puede nadar.

El túnel, sobre la pared del cañón Tolantongo, es otra de las atracciones de las Grutas. Tiene una profundidad aproximada de unos 40 metros y fue construido en la época de la Revolución Mexicana y usado en aquellos tiempos para esconderse de los soldados.
Es un espacio interior en el que el agua caliente cae en forma de cascada por la pared, algo que lo convierte en un baño de vapor interior ideal para toda la familia. Un baño que invita a relajarse en la oscuridad, con el rumor del agua como banda sonora y a disfrutar de una sensación realmente mágica.

El río de una maravillosa tonalidad azul turquesa contiene seis minerales responsables de su color. Único en el mundo, nace en las grutas y fluye entre montañas áridas para perderse entre las paredes de un impresionante cañón, pero dejando a su paso un reguero de vida en forma de flores tropicales. Un verdadero oasis.

"El Paraíso Escondido" es una zona en la que existe un puente colgante de 70 metros de largo, desde el que disfrutarás de las mejores vistas del río, del cañón y de las piscinas naturales. Dentro del área hay 45 pozas naturales tipo jacuzzi alimentadas por 12 manantiales de agua termal a una temperatura que va desde los 34 a los 37 ºC perfectas para todas las edades y en especial para los más pequeños porque apenas tienen profundidad.

Sin duda, las Grutas de Tolantongo es una de las áreas naturales más bonitas del Estado de Hidalgo. Un destino fantástico en el que podrás  nadar en pozas de aguas termales que brotan de las montañas, o recorrer un río impresionante de agua termal, Incluso disfrutar de la aventura en una de las cuatro tirolinas que se ubican en la zona, una de ellas, la más larga de Hidalgo, con 2 km. de longitud. Hay hoteles y espacios de acampada, restaurantes cercanos y una impresionante vegetación en una zona semidesértica, que realmente te sorprenderá.

Y si te gusta el senderismo, adéntrate en la aventura y explora la naturaleza a través del sendero que Grutas de Tolantongo ha preparado para quienes las visitan. Un recorrido de casi 2 km. en el que te verás rodeado de exuberantes árboles tropicales y cactus gigantes, el canto de miles de aves silvestres, el sonido de las aguas cayendo en forma de cascadas por las laderas y el rumor de la brisa fresca. Todo un regalo para los sentidos.

Más información:
Grutas de Tolantongo

Marta Rivas | @rivascmarta | Madrid
| 01/08/2016

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.