PARQUE NACIONAL DE SIMIEN

PARQUE NACIONAL DE SIMIEN

Aventura en el Gran Cañón de Etiopía

El Parque Nacional de las Montañas Simien es uno de los paisajes más espectaculares que existen en el mundo. Un lugar en el que la erosión ha creado, a largo de millones de años, espectaculares picos escarpados en las montañas, valles profundos rodeados de precipicios afilados y una estampa dramática que se extiende por varios kilómetros.

Con impresionantes vistas sobre las tierras bajas, también escarpadas, no es extraño que a las montañas las del Parque Nacional de las Montañas Simien las hayan bautizado como el Gran Cañón de Etiopía. Allí se pueden ver varios picos de más de 4.000 metros de altura, como el Ras Dejen, la montaña más alta del país con 4.542 metros y la cuarta más alta de África. Un parque que forma parte del Patrimonio Mundial de la Humanidad por la UNESCO desde 1978, como sitio de excepcional belleza. Algo que, desde luego, uno puede comprobar viajando allí.

En algunos lugares encontramos pequeñas elevaciones que son espléndidos miradores naturales. Las espectaculares vistas desde los puntos de observación en Gidir Got y lmet Gogo en el centro del parque ofrecen panorámicas incomparables de la meseta y de las zonas bajas. Las vistas alcanzan hasta un centenar de kilómetros sobre los valles y las terrazas de la cuenca Tekeze.

Las montañas de Simien son un verdadero paraíso para los amantes la naturaleza. Estamos en el continente africano, y en este paisaje abrumadorabundan la vida silvestre y los avistamientos de grandes mamíferos. El parque es el hogar de la mayor población de mono de Gelada, una especie que vive en grandes grupos de más de 200 individuos; el Ibex Walia, una cabra de montaña de grandes cuernos, y el lobo etíope, todas estas, especies endémicas de Etiopía, así como, fascinantes leopardos y hienas.

En el parque conviven las altas mesetas con las tierras bajas, más cálidas, lo que posibilita una gran variedad de hábitats, con gran cantidad de aves incluyendo los buitres leonados los quebrantahuesos, las águilas y los cuervos. Hay más de 180 especies de aves, de las cuales cinco no se pueden disfrutar en ningún otro lugar.

El parque esta administrado por la Autoridad de Conservación de Vida Silvestre de Etiopía y todos los visitantes deben registrarse y pagar una tarifa de entrada en la sede de Debark antes de aventurarse a recorrerlo. De hecho, el punto de partida para cualquier visita al Parque Nacional de las Montañas Simien pasa por la Oficina Nacional Park en Debark. Aquí te facilitarán permisos pertinentes, la información, te ayudarán con la preparación del viaje y te ayudarán en todo lo que necesites. Si estás decidido a conocer esta maravilla natural, debes saber que se permite la entrada a diario de 6 a 18 h., y que no está permitido el tráfico en el parque fuera de este horario.

Si quieres puedes contratar visitas guiadas para una experiencia de trekking sin perderte nada. Hay touroperadores calificados disponibles que te proporcionarán alimentos, equipos y guías de trekking. Hay rutas para todos y de diferentes dificultades, pero eso sí, es necesario estar en buena forma física. Este es un viaje para aventureros.

El viaje a las Montañas Simien se puede realizar en cualquier época del año, excepto durante la temporada de lluvias que va de junio a mediados de septiembre. La lluvia dificulta el senderismo a causa de las pistas embarradas y la crecida de los ríos que se convierten en torrentes. En cualquier caso, hay que planificar este viaje con bastante antelación, así que, ahora es el momento de escoger este.

Más información:
Parque Nacional Montañas de Simien

Marta Rivas | @rivascmarta | Madrid
| 06/07/2016

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.