Resulta siempre interesante visitar los lugares de nuestros escritores favoritos, ver los paisajes que ellos vieron, pasear las estancias que ellos pasearon... y Virgina Woolf no es una excepción a esto pero ¿qué debes visitar en Inglaterra para conocer la ciudad de Virginia Woolf? 4 son los lugares que hemos elegido porque fueron muy importantes para la Woolf y por tanto son también muy representantivos de quien fue esta magnífica escritora, la autora de novelas tan memorables como La Señora Dalloway o Las Olas y ensayos tan inolvidables como 'Una habitación propia', todo un alegato feminista.

Hogarth Press | Imagen de MaxHund en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 3.0

En el número 34 de Paradise Road, (a las afueras de Londres, junto al parque Richmond), estaba la editorial que regentaba Virgina junto a su marido (Hogarth Press), en ella no solo editó sus obras sino también las de otros importantes escritores.

Hartchard's es una de las librerías históricas de Londres, la visitaba la propia Virgina Woolf, quien hizo incluso que uno de sus personajes más icónicos, la Señora Dallaway, entrara en ella durante un paseo por Londres relatado en la novela que lleva su nombre

Hatchard's | Imagen de I, KTo288 en Wikipedia, licencia: CC BY 2.5

No puedes, de ninguna manera, dejar de visitar la sala de lectura del Museo Británico porque fue ahí donde Virgina Woolf escribió el que pasa por ser su gran manifiesto feminista, el ensayo 'Una habitación propia'.

Monk House es una visita casi obligada, aunque tendrás que alejarte de Londres para visitarla porque está al sur de Inglaterra en Rodmell (Lewes), más o menos a medio camino entre Eastbourn y Brighton; era una casa de campo a la que se retiraron Virginia y su marido Leonard.

Monk's House | Imagen de Oliver Mallinson Lewis from Oxford, United Kingdom - Picture 009 en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 2.0

Más información:

Puedes anticiparte a la desescalada y la apertura de fronteras, a los vuelos, al viajar de nuevo y a la libertad visitando ya mismo y sin moverte de casa alguno de estos lugares como el Museo Británico o Monk House gracias a sus estupendas páginas webs.