A Kapstand no le importa que le digan que va ‘de cabeza’, y es que ha hecho de sus posados bocabajo todo un arte. Lo demuestra en su cuenta de Instagram. En la red social desarrolla un proyecto muy especial que le lleva por el mundo con el objetivo de fotografiarse siempre en la misma posición: de espaldas, bocabajo y apoyado en su mano derecha, con una verticalidad asombrosa. Claro que él puede hacerlo sin problema, ya que es bailarín de breakdance y ese tipo de piruetas no le cuestan.

Afincado en París, este joven de Montpellier lleva varios años mostrando sus diferentes viajes y, siempre, con la misma perspectiva de sus retratos, en los que nunca muestra su rostro y, además, elige ángulos diferentes y siempre muy bonitos. La capital francesa es la ciudad que más fotografía, ya sea sus edificios y monumentos emblemáticos, como la Torre Eiffel o el Sagrado Corazón, o zonas más desconocidas y de arquitectura contemporánea, como la del distrito de la Defensa. Pero también se ha movido por diferentes pueblos de toda Francia, como la región del Aveyron o la costa de Las Landas.

En su periplo ha visitado nuestro país. Concretamente, la isla de Tenerife, en donde también se colocó en su particular postura para el proyecto One Hand Stand (Mantenerse con una mano). Adeje y el Teide son algunas de las localizaciones que eligió. Pero también han visto sus pasos Marruecos, Turquía o Portugal, entre otros países.

Cuando los selfies parecen haberse estancado, este bailarín nos muestra que siempre se puede dar una vuelta de tuerca y hacer las cosas desde una perspectiva diferente. ¡Incluso al revés! De hecho, hasta juega con su propio proyecto en algunas imágenes, donde no se encuentra bocabajo, pero la perspectiva de la imagen nos quiere dar a entender lo contrario.

Para conocer su One Hand Stand y ver las imágenes, tan sencillo como hacerse seguidor de Kapstand en Instagram, Facebook o Twitter; o entrar en la versión web de su cuenta, donde ya ha subido más de 130 imágenes a cuál más interesante, con todo tipo de técnicas de fotografía y de colorido. Poco a poco empieza a ser muy conocido, incluso la cadena France24 se hizo eco de su proyecto.

Toda una aventura.