Hoy os proponemos un crucero muy especial. Y es que es muy posible que no sepas, que hay un universo paralelo en la ciudad de Londres. Un mundo que transcurre plácido y tranquilo, entre jardines y preciosas calles, y que pasa bajo puentes y más de un túnel misterioso.

Existe en la capital del Reino Unido, algo parecido a lo que podemos encontrar en Venecia, la ciudad de los canales más famosa de Italia, una red de rutas sobre el agua que nos permiten llegar a distintos puntos de la City en plácidos y arrulladores paseos sobre el agua.

Los narrowboats, son barcos históricos, embarcaciones que llegaban a los diferentes puntos de la ciudad, hace pocos años, para llevar mercancías desde distintos puntos del país hasta el corazón de la capital. Construidos en los siglos XVIII, XIX y XX, estos barcos estrechos de trabajo pasaban por esclusas y zonas navegables por todo el Reino Unido. Y Londres no era una excepción. Aquellos barcos legendarios, ya no funcionan como barcos de carga, pero si lo hacen como embarcaciones de recreo, realizando recorridos turísticos que merece la pena disfrutar.

Algunos como los cruceros que ofrece la Compañía London Waterbus Company en Londres. Hoy podemos desplazarnos en estos barcos reconvertidos en pequeños autobuses acuáticos, desde Little Venice, hasta el Mercado de Camden, pasando por el Zoo de Londres. Un recorrido que pasa por el histórico Regent's Canal, atravesando el bonito parque de Regent's Park y que recorre el famoso e intrigante túnel Maida Hill Tunnel, un pasadizo bajo Edgware Road.

El Regent's Canal que une Little Venice con el Támesis en Limehouse fue inaugurado en 1820, en lo que fue una importante ruta de transporte industrial. Y no fue hasta finales del siglo XIX, cuando el comercio de canales comenzó a decaer y los ferrocarriles tomaron el relevo.

Hoy en día, el canal se utiliza principalmente para el ocio, y está abierto a todo el que lo quiera recorrer, y para los barcos que transportan pasajeros en lugar de carga. Así se ha mantenido este legado que permite conocer la arquitectura, la historia industrial y la vida silvestre de la capital el Reino Unido. Sin duda, el Regent's Canal, es una de las maneras más pintorescas de experimentar Londres.

Así, recorrer las calles por los canales londinenses se convierte en una propuesta turística diferente, y en toda una aventura, especialmente si lo haces acompañado de los más pequeños de la casa. Una aventura sobre el agua, viajando en barcos estrechos, los narrowboats originales, renovados y conservados. Con un guía que nos irá comentando curiosidades sobre las rutas y sobre la historia de estos canales, y con una tripulación que responderá a cualquier pregunta.

Además no es necesario reservar, solo hay que subir a bordo y pagar el billete.

Los lugares en los que encontrarás las paradas para subir a bordo están en Dingwalls Dock en Camden Lock Market, junto a la estación de metro de Camden Town; y cerca de la piscina de Browning, al lado de la avenida de Warwick, en Little Venice, la estación de metro más cercana es la de Bakerloo. Allí los barcos están amarrados y están bien señalizados.

Y un pequeño secreto que viene muy bien si viajas con niños. Este autobús acuático tiene su propia entrada al zoo de Londres, para llegar de una forma agradable y evitar las colas de la puerta principal.

London Waterbus Company