Viajestic » Curioso

Conocer Turquía

Platos típicos de la gastronomía turca para viajar a través del paladar

Una forma de viajar es probar platos típicos de otros lugares del mundo. ¿Listo, pues, para ir a un restaurante turco, probar estas comidas y viajar hasta Turquía?

Köfte

Pixabay Köfte

Publicidad

Viajar es algo que puede hacerse de muchas formas distintas. Una de ellas, y ya lo hemos dicho otras veces, es gracias a la comida. Cada país tiene una gastronomía, unos platos tradicionales. Y, si se prueba un plato realmente bien cocinado, podemos trasladarnos instantáneamente hasta ese lugar.

Probar un buena buena pasta puede llevarnos hasta Italia, unos tacos nos trasladarán hasta México y un Pad Thai hasta Tailandia. Pero, ¿sabes cuáles son los platos típicos de la comida turca? Te hemos preparado una lista para que, si te apetece, puedas ahondar más sobre las recetas y prepararlos en casa... o, muchos más sencillo, ir a un restaurante turco.

Para empezar vamos a citar todo un clásico: el döner kebab. Todos conocemos este plato compuesto por una especie de pan rellena de carne, salsa de yogur etc. Y no es raro, pues desde unos años son muchos los restaurantes especializados en esta comida que han abierto en nuestro país.

Pero como podrás imaginarte, el kebab no es el único plato tradicional en la gastronomía turca. Otro ejemplo podría ser el Kuzu Tandir que no es más que cordero asado. Eso sí, el cordero queda súper carnoso y se cocina en un horno especial durante horas. Además, para hacerlo más típico de allí, se le añade yogur turco.

Pizza | Pixabay

Seguimos con la carne para hablar del Köfte, que son albóndigas hechas con carne de res o de cordero. Para servirlas, lo hacen envolviéndolas con ensalada y pan de pita. Y envueltas en una hoja de lechuga se sirven las Çiğ köfte, que vendrían a ser la versión picante. Llevan bulgur, pimiento, cebolla, tomate y especias.

Además de platos de carne también tienen otros, como el Pilav, que es un arroz. Para cocinarlo, se tuesta el arroz con mantequill y después se le añaden cebolla y especias turcas. De esta manera, queda lo suficientemente sabroso como para comerlo solo. Pese a eso, suelen acompañarlo de pollo o verduras.

Si lo que te apetece es probar una pizza turca entonces tu plato es el Pide. Se trata de un pan cubierto por queso y verduras, como la pizza italiana. Pero el hecho de ser especial de Turquía se lo otorgan ingredientes como el sucuk (una salchicha especial de allí), el pastrami o el huevo que se rompe encima al sacarla del horno.

Si lo que quieres es otro tipo de pasta turca, prueba el Borek: pasta de hojaldre rellena con carne picada o, en su versión vegetariana, con espinacas y queso. ¿Te apetece un desayuno? Entonces pide o prepara un Manemen, que son huevos revueltos que se cuecen junto a verduras como la cebolla y el pimiento y se condimentan con orégano y pimentón. Y si lo que quieres es un plato de verduras, elige el Dolma. Se trata de verduras rellenas de arroz y cebolla cocinadas con agua y mantequilla.