SIGHISOARA UN PEQUEÑO PARAÍSO MEDIEVAL

SIGHISOARA UN PEQUEÑO PARAÍSO MEDIEVAL

La joya de Transilvania

Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, Sighisoara, es uno de los destinos turísticos más importantes de Rumania, una joya medieval con mucho encanto.

Sighisoara, es una antigua ciudad sajona fortificada, de Transilvania, con mucho encanto. Incomparable y muy popular en Rumania, su impresionante casco antiguo amurallado y su estado de conservación, han hecho de ella una de las ciudades más bellas de Europa.

Situada en los Cárpatos transilvanos, la ciudad destaca por las casas de su Ciudadela, la Torre del Reloj, su cementerio y la población de sajones transilvanos, una etnia alemana.

Lo más destacado de la ciudad es la Torre del Reloj, una torre de 64 metros de altura, construida en el Siglo XIII, que en la actualidad es un museo de historia y que, hoy, se ha convertido en todo un símbolo. La Torre del Reloj, visible desde cualquier punto de la ciudad, es una de las nueve torres de defensa de la fortaleza de Sighisoara que se han conservado hasta la fecha.

Sighisoara Citadel, el centro histórico de Sighișoara es Patrimonio de la Humanidad desde 1999. Esta ciudadela medieval, todavía habitada, fue construida en el Siglo XII por colonos sajones y guarda el encanto de antaño con sus calles adoquinadas y sus antiguos edificios e iglesias ornamentadas, sus bonitas casas de colores pastel, sus casas burguesas y sus balcones llenos de flores, no tiene nada que envidiar a otras ciudades europeas con encanto.
 La ciudadela de Sighisoara era conocida como Castrum Sex y se reforzó y amplió en el siglo XV. Sus muros esconden una joya, un ambiente medieval muy romántico, ideal para una escapada en pareja. Perderse por sus rincones es la mejor manera de disfrutar de su singular belleza.

El Museo de Armas, es pequeño, pero exhibe una interesante colección de armas medievales. Está situado al lado del famoso lugar de nacimiento de Vlad Tepes, un héroe famoso porque inspiró a Bram Stoker para crear a su célebre personaje de ficción, el conde Drácula. También conocido como Vlad III el empalador, o como Vlad Draculea, Gobernador de la provincia de Valaquia de 1456 a 1462, luchó sin descanso contra el expansionismo otomano y está considerado como uno de los héroes nacionales de Rumania. Su casa es sólo uno de los muchos lugares de interés en la ciudad.

A los pies de la Torre del Reloj, en la misma habitación donde se torturó a prisioneros y se consiguieron confesiones durante la Edad Media, podemos ver una curiosa Sala de la Tortura, con los más inverosímiles instrumentos de tortura y algunos de los métodos empleados para infringirla.

La Escalera cubierta, es otro de sus peculiares rincones. Es una escalera de piedra muy antigua y cubierta con un techo de madera. Un tramo cubierto de 172 escalones que desde el año 1642 permite subir hasta la Iglesia de la Colina, sin sufrir las inclemencias del tiempo, especialmente en invierno.
 La Iglesia de la Colina está situada en la parte más alta de la ciudad y representa unos de los mejores ejemplos de estilo gótico de toda Transilvania con sus más de 500 años de antigüedad. Al lado de la iglesia se encuentra el curioso Cementerio Sajón.

Los frescos de la Casa Veneciana del Siglo XIII y la Iglesia del Convento de los Dominicos, conocida por su retablo tallado del renacimiento su púlpito barroco, sus preciosas alfombras orientales y su órgano del siglo XVII, son sólo algunos atractivos más de Sighisoara.

La ciudad medieval de Sighisoara está considerada como una de las ciudadelas más bellas y mejor conservadas y habitadas de toda Europa. Un lugar con encanto que conserva intacta su arquitectura medieval.

Sighisoara se convirtió en su tiempo en una de las ciudades más importantes de Transilvania. No era la más grande, ni la más rica, de las siete ciudadelas amuralladas sajonas de la región, pero sí que se ha convertido en una de las más populares. Un paseo por sus calles empinadas, mezcla mágica de sinuosas callejuelas empedradas, escaleras empinadas, plazas solitarias, torres, torrecillas y ciudadelas encantadoras, es como un maravilloso y encantador viaje al pasado.

Marta Rivas | Madrid
| 06/04/2015

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.