Viajestic » Curioso

Madrid

La curiosa historia que se esconde tras la calle de los Tres Peces, ubicada en Lavapiés

En pleno centro de Madrid encontramos una calle, la de los Tres Peces. Es muy curiosa, pero muy pocos han descubierto la historia que se encuentra tras este nombre.

Calle de los Tres Peces

Imagen de Laura Hernández Calle de los Tres Peces

Publicidad

En el reconocido barrio madrileño de Lavapiés y a tan solo unos cuantos metros de la conocida Filmoteca Doré, podemos encontrar una calle de lo más peculiar. Seguro que has pasado por allí muchas veces y te ha surgido una pregunta: “¿Calle de los Tres Peces? ¿Por qué se llama así? ¿Cuál es su historia?”. Pues bien, es el momento de resolver esas dudas.

Estamos, sin lugar a dudas, ante una de las calles más curiosas del centro de Madrid. Bien es cierto que esta ciudad nos da muchas pistas sobre su pasado a través de elementos como el que encontramos en la conocida calle de los Tres Peces, situada cerca de la preciosa Plaza de la Santa Cruz.

En esta misma calle, a la altura del número 25, encontramos algo muy significativo: Tres peces de piedra labrados sobre la fachada. Lejos de quedarse todo ahí, podemos leer una sorprendente y enigmática leyenda, que versa lo siguiente: “Hace siglos, estos tres peces labrados en piedra dieron nombre a esta calle”. Pero continuamos preguntándonos lo siguiente: “¿Por qué?”.

Calle de los Tres Peces | Imagen de Laura Hernández

La respuesta la podemos encontrar en una de las obras de Pedro de Repide, titulada ‘Las calles de Madrid’. En esta pieza literaria vemos cómo el cronista mencionaba que esta calle “debe su origen de una casa que allí había perteneciente a las memorias de D. Pedro de Solórzano”, comenzaba diciendo.

Por si fuera poco, fue más allá: “Su condición era la de dar todos los años, el día de San Francisco de Paula, tres peces grandes al convento de la Victoria; otros tres, en el día de San Rafael, al Hospital de San Juan de Dios; tres igualmente, en el día de la Concepción, al de San Francisco, y otros tantos al de San Bernardino”.

De esta manera, “y para que no se perdiese la costumbre de este censo”, decidieron labrar esos tres peces de piedra en la fachada del edificio. Por lo tanto, y de manera directa, podemos dar respuesta a nuestras preguntas: “¿Por qué este animal? ¿Por qué son precisamente tres?”.

Calle de los Tres Peces | Imagen de Luis García en Wikipedia, licencia: CC BY-SA 3.0

Se trataba de una limosna un tanto peculiar que se daba a las citadas instituciones. Eso fue lo que dio origen al nombre de esta calle que podemos encontrar en pleno centro de la preciosa, histórica y cultural ciudad de Madrid. ¡Una manera directa de seguir aprendiendo a través de estos pequeños detalles!

Publicidad