Tailandia es uno de los países más bonitos del mundo. Año tras año, muchos son los viajeros que deciden conocer en todo su esplendor. Por ese mismo motivo, hemos querido recoger una serie de cuestiones que debes tener en cuenta para disfrutar al máximo de tu experiencia.

¡Ve con calma!

Date cuenta que Tailandia es un país que tiene muchísimas cosas que visitar y, por tanto, tienes que ir poco a poco. Tómate el tiempo que sea necesario para explorar todas y cada una de las ciudades, tales como Chiang Mai o, incluso, Bangkok. Aun así, necesitarás hacer varios viajes al país para disfrutar en todo su esplendor.

Recuerda que menos siempre es más

No es ningún secreto que cuanto más masificada se encuentre una playa, peor se encuentran en cuanto a condiciones. Por lo que es momento de visitar playas vírgenes o, cómo no, calas verdaderamente preciosas. Lo mejor es preguntar a los lugareños ya que ellos te darán a conocer los mejores rincones.

¿Qué no te puedes perder?

Puede que las vacaciones no sean tan extensas como quisieras, así que tienes que aprovechar hasta el mínimo hueco para visitar cuantas más cosas mejor. Eso sí, tienes que ver estos monumentos: Templo Wat Pho y Wat Phra Kaeo (Bangkok), Santuario de la verdad en Pattaya o Mercado nocturno en Chiang Mai. También deberás hacer estas actividades, por supuesto: Tour en barca por las islas de Krabi, una noche de fiesta por Bangkok, Darte un masaje a la orilla de la playa y, por supuesto, dedicar una mañana para hacer buceo y otra para hacer snorkel.

Tailandia | Pxhere

Disfruta de la comida, ¿y la bebida?

La comida thai está riquísima, así como sus batidos naturales, sus deliciosos pastelitos… ¡Nada puede faltar en tu comida! Eso sí, ten cuidado con el picante. En cuanto a bebida, la cerveza está a la orden del día en este país, sobre todo la marca Chang Singha. ¡Pero ten cuidado! Tiene algún que otro grado más de alcohol de lo que estamos verdaderamente acostumbrados.

Di adiós a los mosquitos

Créenos, serán tus mayores enemigos en Tailandia. Si quieres dormir tranquilo por las noches, hazte con un buen repelente de mosquitos. Están en todas partes y son un poquito más grandes que los que vemos habitualmente en España. Como consejo, lleva un buen seguro de viaje si vas a Tailandia. Son bastante baratos y podría evitar que, en el caso de que cojas el “dengue”, tengas que pagar unos 900 euros por noche en el hospital.

Respeta su cultura

Es algo necesario. Además, debes tener en cuenta que los de Tailandia se toman fatal eso de quedar mal si gastas una broma, así que trata de evitarlo. Tampoco les toques ni la cabeza si no tienes confianza con ellos o les apuntes con los pies tanto a ellos como a una sagrada imagen. Para ellos son partes del cuerpo muy importantes.

Ten cuidado con los taxistas

Los que hay en Bangkok vienen de otras partes del país para tratar de buscarse la vida. Muchos turistas, evidentemente, no saben dónde van por lo que pueden aprovechar para estafarles. Por ese mismo motivo, ten a mano el Google Maps para asegurarte de que no te está traicionando. Podría darte vueltas durante 30 minutos mientras habla por teléfono para tratar de descubrir por dónde se va a tu destino. ¡Y te cobrará absolutamente todo!