"Me llamo Mariano Rajoy Brey. Prepárate para la democracia". Esta es la frase que da comienzo “El Secreto de la Isla Moncloa”, un videojuego que nos remite a muchos de los que triunfaron durante los 80 pero que está protagonizado por Rajoy y otros de nuestros políticos.

El jugador será Rajoy y tendrá que elegir un contrincante: Pedro Sánchez (el pirata socialista obrero), Pablo Iglesias (el pirata perroflauta), Albert Rivera (pirata naranjito) o Alberto Garzón (pirata gordo comunista).

El juego recoge el espíritu del mítico videojuego The secret of Monkey Island . Para poder ganar, "importa más lo que dices que lo que haces". De ahí que el funcionamiento del mismo consista en peleas de insultos en las que el usuario debe escoger algunas de las míticas frases de Rajoy.

“Somos sentimientos…”, “Es el vecino el que elige al alcalde…”, “No podemos gastar más de lo que tenemos porque…”, “¡Es usted Ruiz! ¡Ruín, mezquino y miserable!”...Si la batalla está siendo perdida, el juego nos recuerda que “Por suerte, dispones de 3 comodines. Con ellos podrás invocar a ‘La niña de Rajoy” para que te ayude a responder”.

Uno de los creadores del juego, LuisQuin, un gallego de 43 años que vive en Madrid comentaba en una entrevista que la idea para crear el videojuego se le ocurrió cuando se encontró al protagonista de Monkey Island en una imagen donde reproducía una de las frases de Rajoy.

“Por suerte, la red está llena de recopilaciones de las mejores frases de los políticos, incluido este señor de Compostel que usted menciona", comentaba en esa misma entrevista el creador del juego, que diseñó la programación del juego en su primera versión en 48 horas.

El objetivo último es enfrentarse al Maestro de las Azores, un personaje que trata muy mal al protagonista. Para LuisQuin, conocido en Twitter como @AKidFromThe80s, su escena favorita es la secuencia final porque te descubre el secreto mejor guardado.

Desde luego y dada la situación política, será mejor refugiarnos de cuando en cuando en el humor y en este tipo de cosas, porque como diría el propio Rajoy en una de sus míticas frases: “It’s very difficult todo esto…”.