SEGÚN UNA FILTRACIÓN AUSTRALIANA

SEGÚN UNA FILTRACIÓN AUSTRALIANA

Facebook vende publicidad a los adolescentes cuando detecta que se sienten deprimidos

Una nueva polémica sobre privacidad y datos de los usuarios se cierne sobre Facebook, y esta vez tiene como principales protagonistas a los adolescentes.

Una adolescente con su móvil
Una adolescente con su móvil | mru24 en flickr cc

TecnoXplora | @tecnoxplora | Madrid | 03/05/2017

Que Facebook sabe prácticamente todo sobre nuestras vidas es algo que ya era conocido. Cada cual comparte hasta donde quiere de su día a día en la red social, y ésta se encarga, a través de sus elaborados algoritmos, de hacer con ella lo que quiera: desde hacerla aparecer o desaparecer de los muros de tus contactos hasta enviársela a los anunciantes de la plataforma.

La polémica viene esta vez desde nuestras antípodas. El periódico 'The Australian' (bajo pago) ha publicado un documento de 23 páginas elaborado por dos ingenieros australianos de Facebook en el que se explica cómo la red social utiliza el sentimiento de los adolescentes más vulnerables para que sus anunciantes saquen rédito económico.

En concreto, según este informe, la red social vigila mensajes, comentarios y las reacciones de los adolescentes -a partir de los 14 años ya pueden estar dentro de Facebook-. En estos mensajes, los algoritmos detectan semánticamente si los sujetos se sienten “estresados”, “abrumados”, “estúpidos”, “ansiosos”, “derrotados” o “un fracaso”.

El documento también revela el interés de Facebook en ayudar a sus anunciantes en los momentos en los que los usuarios adolescentes se interesan por conceptos como "sentirse bien", "perder peso" o "entrenamientos". Asimismo, también estarían implicadas ciertas herramientas de reconocimiento de imágenes en las que estarían trabajando tanto en Facebook como en Instagram para enviar a los anunciantes datos relativos a las fotografías de comida colgadas por los usuarios más jóvenes.

Después, estos datos serían enviados a los anunciantes de Facebook, que serían los encargados de mostrar publicidad segmentada para este tipo de personas en ese momento concreto, de tal modo que los anuncios publicitarios casen a la perfección con el sentimiento de cada persona y, por tanto, tengan una mayor probabilidad de éxito.

Facebook, por su parte, se ha defendido de dichas acusaciones emitiendo un comunicado en el que explica que no ofrece herramientas para llegar a la gente en base a su estado emocional y que, de todos modos, “están analizando los detalles para corregirlo”.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.