TecnoXplora » Redes Sociales

SALVAGUARDA Y REACTÍVALA SI ES NECESARIO

Cómo recuperar tu cuenta de Facebook y guardar tus datos

Recopilamos los motivos y opciones que da la red social a la hora de un bloqueo, suspensión o inhabilitación de una cuenta.

Acceso a Facebook desde un dispositivo móvil

melenita en Flickr bajo licencia CC Acceso a Facebook desde un dispositivo móvil

Publicidad

Perder el acceso a tu cuenta de Facebook, en la que están buena parte de tu biografía digital y tus contactos, puede ser todo un quebradero de cabeza. Es algo más fácil de lo que pensamos, sobre todo si aceptas a todo quisque como amigo y te expones con los contenidos que compartes. Que está muy bien ser un poco exhibicionista, pero si no conoces bien a todos tus contactos estos pueden hacerte la puñeta denunciando tus publicaciones.

Antes de hablar de bloqueos, quizá te interese saber cómo guardar los datos que has publicado en la red social y tenerlos localizados en tu disco duro o en un servicio en la nube. Es muy fácil: en el apartado de 'Ajustes / General' tienes que elegir 'Descarga una copia de tu información'.

Cuando tu archivo comprimido (zip) esté listo te enviarán un correo electrónico. En él hallarás tus mensajes, fotos y vídeos (en baja resolución) y las conversaciones de chat, los datos que más útiles te serán, seguramente. Pero también podrás guardar toda la información que has compartido con la empresa, tus lugares de conexión y los 'tags' que han usado para mostrarte publicidad.

¿Qué hacer en caso de no poder acceder a tu cuenta?

Lo primero que tienes que saber es que cuando te diste de alta en la red de Mark Zuckerberg firmaste un contrato. En ese texto te cuentan las cosas que puedes y no puedes hacer desde tu perfil: presta atención a los puntos 3, 4 y 5 de los términos de uso para saber a que atenerte... Sí, parece la tabla de la ley de Moisés pero, tranquilos, nosotros nos lo leímos exhaustivamente por vosotros y os hicimos un resumen algo más cómodo de leer (y entender).

Insultos o comentarios racistas, acoso a usuarios e imágenes pornográficas están entre las principales causas de bloqueo. En el último punto se podría discutir sobre el puritanismo de la empresa con muchas imágenes de desnudos, pero quien manda aquí es el señor Zuckerberg y tenemos que saber a qué atenernos.

En muchas ocasiones, Facebook da un toque de atención privándote temporalmente de funcionalidades. Por ejemplo, si desde tu página personal haces spam te pueden quitar por unos días los comentarios, para que dejes de darle a la tecla de forma impulsiva. En este caso no habría por qué preocuparse demasiado.

Si crees que el bloqueo se ha producido por error tendrás que explicar tus motivos rellenando este formulario o enviando un correo a disabled@facebook.com. Si ha sido por algo grave puedes ir despidiéndote de tu cuenta, pero si es algo pasajero tendrás que volver a rellenar los datos de tu sesión para volver a habilitar tu muro, algo que también sucede si inicias sesión al mismo tiempo desde varias ubicaciones.

En ocasiones el gigante azul suspende cuentas que puedan estar comprometidas y tendrás que seguir los pasos que te indican en el inicio de sesión.

Por último, si crees que han pirateado tu perfil, por un virus de tu ordenador o por el robo de credenciales, visita este enlace para reclamar la paternidad o maternidad de tu cuenta. También puedes cerrar las sesiones sospechosas de forma remota desde cualquier navegador.

Publicidad