GIFs DE COLECCIONISTA: SERIOUSLY, BRO?

GIFs DE COLECCIONISTA: SERIOUSLY, BRO?

El arte de Tumblr, a subasta por miles de dólares

Una prestigiosa casa de subastas se alía con el hogar de los GIFs más surrealistas para llevar el arte de internet a un nuevo nivel y, por primera vez, ponerle precio. No te pierdas las imágenes, que no tienen desperdicio.

Autofoto
Autofoto | Fuente: Paddles ON!

“Ofrecen 1.000, 1.500, 2.000. Ofrecen 2.000. 2.000. ¿Alguien ofrecen 2.500? 2.000 a la una... 2.000 a las dos... ¡GIF adjudicado!”. Nos imaginamos que la escena fue algo similar a esto. Un montón de señores con traje (puede que hasta monóculo) sentados en victorianas sillas de madera y pujando por un archivo de imagen alojado en un 'pendrive' contra un puñado de ricachones asiáticos en pijama, representados por diligentes telefonistas. Como dirían por Tumblr, “cool story bro...”.

A principios de octubre, la prestigiosa casa de subastas Phillips, fundada en 1796 y una de las cinco más importantes del mundo, llegó a un acuerdo con la plataforma ahora propiedad de Yahoo! para llevar a sus salas una extravagante muestra de autofotos, collages, webs psicodélicas, vídeo con pantallazos a cámara rápida, experimentos rarunos y otras obras de arte posmodernas que solo caben en la categoría de indescriptibles (al menos para los profanos...).

La alianza es cuando menos curiosa: una web donde todo es gratis y fluye libremente, sin barreras, en forma de 'reblogs', se alía con una institución de corte bastante más tradicional donde esos mismos 'productos', por llamarlos de alguna manera, se cobran a precio de oro. Y la gente se sube al carro y desembolsa cantidades que, a pequeña escala, recuerdan al dineral que Yahoo! pagó por hacerse con Tumblr. Tal vez es solo eso: viejos rockeros codeándose con los modernos, a ver si se les pega algo. O tal vez, por fin, han cambiado las reglas del juego.

El caso es que se han vendido 16 de las 20 obras de la exposición, bautizada 'Paddles ON!', que salieron a subasta, y sus afortunados nuevos propietarios han desembolsado en total la nada despreciable suma de 90.600 dólares, que no es una cifra alucinante para los precios que manejan los de Phillips, pero seguro que ha dejado ojiplático a más de uno por su significado. Sí, amigos, se confirma: es posible colarle a un coleccionista el arte más digital y friki que pululan por la Red.

Si todavía no estás en modo 'WTF', sigue leyendo. Para que te hagas una idea, la casa Phillips tuvo entre sus primeros patronos a Napoleón y María Antonieta y ha subastado en sus más de doscientos años de historia obras cumbre del impresionismo, el arte moderno y el contemporáneo, además de joyas y otras piezas de lujo solo al alcance de los bolsillos más rebosantes del planeta. Y ahora en su catálogo hay cosas como estas:

Un vídeo grabado con 'webcam' de la estrella de Tumblr Molly Soda leyendo durante ocho horas mensajes de desconocidos. 1.500 dólares.

Una delirante página en HTML y JavaScript que va respondiendo a tus movimientos de ratón (pero tampoco queda muy claro con qué criterio, más allá de lo artístico...). Alguien pagó por esta obra de Rafael Rozendaal la friolera de 3.500 dólares. Por lo visto es la primera web que se vende en una subasta de arte.

Imágenes distorsionadas de Google Earth a modo de postales delirantes, obra de Clement Valla. 2.800 dólares.

Paisajes de “fantasía paramilitar” sacados de pantallazos de 'shooters', videojuegos de disparos en primera persona. Obra de Mark Tribe que se vendió también por 2.800 dólares.

Y esto es solo una muestra, porque tampoco es cuestión de que pongamos aquí todas y ni siquiera pinches en el Tumblr de la subasta. Por cierto, en la sala no había muchos señores con traje. En realidad la gente que pujaba, de pie y levantando sus paletas, era más bien 'hipster' y 'techie'. Los monóculos los cambiaron por gafas de pasta y Google Glass.

David G. Ortiz | @GomezOrtiz | Madrid | 28/10/2013

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.