La firma surcoreana está ultimando ya los detalles de su nuevo tope de gama, de toda esa gama de buques insignia que probablemente conoceremos en el mes de febrero o marzo a los más tardar, los Samsung Galaxy S11. La grabación de vídeo es una de las características más destacadas dentro de un móvil de esta gama, y si en la actualidad el techo lo marcan las grabaciones de vídeo en 4K, parece que este podría superarse dentro de muy poco, tan pronto como en el momento en el que se presente el nuevo Samsung Galaxy S11, que como hemos conocido ahora, podría contar con la grabación de vídeo a mayor resolución del mercado que hayamos visto hasta ahora.

Vídeo en 8K para el Samsung Galaxy S11

Habíamos conocido informaciones acerca de que el nuevo terminal de Samsung contaría con más resolución que nunca a la hora de grabar vídeo, pero ahora esta condición se ha confirmado, tal y como ha desvelado esta misma tarde Sammobile, uno de los medios especializados en toda la actualidad de la firma. Las fuentes que maneja esta publicación aseguran que el Samsung Galaxy S11 será capaz de grabar vídeo en 8K, lo que sería sin duda un elemento clave de diferenciación con sus oponentes.

Samsung Galaxy S10 | samsung

Hace ya unas semanas que otro medio especializado, XDA Developers, descubría en la propia app de cámara de Samsung esta características en el código, que avanzaba que en algún momento iba a ser posible grabar vídeo con esta resolución. Además a esto se une que tanto el Snapdragon 865 como el Exynos 990 de Samsung serán capaces de grabar vídeo a esta resolución, lo que sin duda significará un antes y un después en este aspecto vital de la cámara de todo teléfono móvil.

Recordemos que esta cámara además contará con un enorme sensor de 108 megapíxeles fabricado por Samsung, que es el mismo con el que cuenta el Xiaomi Mi Note 10, así como con un zoom óptico sin pérdidas de 5x, también uno de los más avanzados del mercado. Es lógico por otro lado que Samsung fomente lo más posible la grabación en resolución 8K, no en vano ya cuenta con una serie de televisores en las tiendas que son compatibles con estas resoluciones. Por tanto será una razón más para que los usuarios se animen a ver vídeos 8K en estos televisores, y más si son grabados por nosotros mismos desde el móvil.

Porque lamentablemente los contenidos 8K hoy son prácticamente inexistentes, por lo que ayudaría y mucho a expandir esta tecnología en los hogares, que ahora están estrenando de forma masiva nuevos televisores 4K, y no digamos si tenemos que tomar como ejemplo la TDT, que en nuestro país todavía está muy limitada en resolución. Un Samsung Galaxy S11 que llegaría acompañado una vez más de un modelo Plus más grande y un modelo “e” más barato y con una pantalla en teoría LCD, como hemos visto con los S10. Saldremos de dudas seguramente en el Mobile World Congress de Barcelona o unos días antes.