El pasado mes de febrero, junto a los Samsung Galaxy S10 se presentaba el Samsung Galaxy Fold, el primer smartphone de pantalla flexible y plegable del mercado. Este debería haber llegado a las tiendas el pasado 3 de mayo, pero nada más lejos de la realidad. Ya que en el proceso de rondas por diferentes medios a nivel mundial vimos cómo se habían sucedido episodios en los que su pantalla había fallado o incluso se había llegado a romper. Todo en un principio por el acceso a la pantalla de partículas que se “colaron” por los bordes de esta hasta generar esos problemas, que se manifestaban con parpadeos y visualizaciones erróneas. Samsung entonces decidió suspender la venta del Smartphone y posponerla indefinidamente. Ahora la firma surcoreana ha anunciado que el Samsung Galaxy Fold llega de nuevo a las tiendas de distintos países y de manera escalonada.

¿Qué ha cambiado en el Samsung Galaxy Fold?

Es evidente que estos meses que han transcurrido desde que Samsung decidiera congelar la venta del dispositivo han sido clave para poder rediseñar en parte el producto y adaptarlo para un uso real en el día a día, que quizás ese era el principal fallo cometido por Samsung. Por tanto en este tiempo han estado trabajando en algunos detalles de diseño clave para evitar los problemas conocidos durante la pasada primavera. Y lo principal sin duda ha sido mejorar los marcos de la pantalla y proteger a esta para que no puedan entrar partículas que las dañen. Por eso una de las primeras mejoras ha sido la inclusión de una tapa de protección en las bisagras de la pantalla, en sus extremos superior e inferior.

Samsung Galaxy Fold | Samsung

Con estas nuevas tapas se evita el paso de la suciedad y esas partículas al interior del Samsung Galaxy Fold. También las bisagras han reducido su espacio respecto del cuerpo del teléfono, reduciendo así también la posibilidad de que entre la temida suciedad. Ahora la capa que protege la pantalla del Samsung Galaxy Fold, la Infinity Flex Display, se ha llevado más allá del bisel de la pantalla, evitando que sea un componente que se pueda quitar con facilidad, como hicieron algunos usuarios hace unos meses, dañando la pantalla, de esta manera se podría evitar.

Samsung Galaxy Fold | Samsung

Por tanto es evidente que todos los cambios en el diseño del nuevo Samsung Galaxy Fold se han centrado en proteger a la pantalla respecto de los muchos imprevistos que pueden surgir a lo largo del uso en el día a día, sobre todo para combatir cualquier tipo de suciedad en la pantalla que la pueda dañar. El regreso del Samsung Galaxy Fold se producirá de manera escalonada en distintos países. Primero llegará a Corea del Sur, donde se pone a la venta mañana mismo, le seguirá el 18 de septiembre con su venta en Francia, Alemania y Reino Unido, así como en Singapur y Estados Unidos sin una fecha confirmada. A España llegaría durante el mes de octubre.

Este Samsung Galaxy Fold llegará también a España, donde tendrá un precio de 2.000 euros, en una versión que llega con un almacenamiento de 512GB y memoria RAM de 12GB. También habrá una versión 5G, pero que de momento no llegará a España, y tendrá un precio algo mayor, de 2.100 euros.