TecnoXplora » Móviles

Móviles

Nuevo Realme C11 de 2021, un móvil económico de apenas 100 euros

La nueva generación de este teléfono curiosamente cuenta con algunas características peores

Realme C11 de 2021

Realme Realme C11 de 2021

Publicidad

La firma china Realme sin duda está siendo una de las grandes revelaciones del mercado, sobre todo en el último año. De hecho en el primer trimestre de este año, como señala el estudio de mercado de CounterPoint, se han convertido en el fabricante que más crece en Europa, con nada menos que un 194% más de ventas respecto del primer trimestre de 2020. Y sin duda los móviles baratos son el gran grueso de estas ventas, móviles que ahora están recibiendo nuevas generaciones, como el Realme C11 de 2021, que se ha lanzado ahora con unas características un tanto contradictorias.

Características del Realme C11 de 2021

Hablamos de contradictorias porque lo normal en una nueva generación de un modelo de teléfono es que este nos ofrezca mejores características, y no peores. Pero en este caso pasa lo primero, que algunas de las características de este teléfono son peores que las del modelo de 2020. Luego veremos por qué puede ser esto así. Un teléfono que llega con una pantalla de 6.52 pulgadas LCD, con resolución HD+, relación de aspecto de 20:9 y notch en forma de gota de agua. Uno de las características que más nos desconcierta es el procesador, que ahora es menos potente que el de su predecesor, este tenía un Helio G35 de MediaTek, y ahora nos ofrece un UNISOC SC9863, que es claramente inferior.

Realme C11 de 2021 | Realme

Este viene acompañado de 2GB de memoria RAM y un almacenamiento interno de 32GB ampliables mediante tarjetas microSD hasta los 256GB. La cámara de fotos de este teléfono es sencilla, de hecho solo tiene un sensor, a diferencia de su predecesor que tenía dos, y además es peor. Este tiene 8 megapíxeles en la parte trasera y 5 megapíxeles en la delantera. Un teléfono que llega con una batería de 5000mAh, con bastante capacidad, y que tiene una carga rápida de 10W a través de un conector microUSB. Un terminal que en conectividad está bien equipado, con Bluetooth 4.2, NFC para hacer pagos en establecimientos y un conector minijack de auriculares.

El software en este caso es también diferente, y algo más humilde que el de su predecesor. Ya que en este caso cuenta con Android 10 Go Edition, la versión compacta del sistema operativo, que además cuenta con Realme UI, la capa de personalización de la firma china. Curiosamente sus dimensiones son algo diferentes, de 165.2 x 76.4 x 9.1mm, y pesa algo menos, 190 gramos. Un móvil que se pone a la venta tanto en Filipinas como en Rusia, por un precio de unos 86 euros. Y por lo que hemos visto de él, más bien parece una edición de este Realme C11 para países emergentes, más que un verdadero sucesor para el modelo anterior, que de hecho se vende ahora en España. Puede que Realme haya decidido que el nuevo Realme C21 que llegó la semana pasada a nuestro país sea su verdadero sucesor, y que esta nueva variante en realidad sea un modelo para otros mercados donde la exigencia es menor. En cualquier caso es un gran teléfono por un precio muy ajustado.

Publicidad