TecnoXplora » Móviles

DE 'SELFIES' MORTALES Y OTROS MALES MODERNOS

'Life Smartphone': la sangrienta distopía de la adicción al teléfono móvil

Humor negro y una estética que recuerda al mítico 'Dumb ways to die' son los ingredientes de este corto viral que alerta sobre los peligros de la adicción al teléfono móvil. Una original forma de llevar al límite del absurdo la obsesión del siglo XXI: observar la realidad a través de una pantalla.

Cuidado con los móviles

phreshideasanddesigns Cuidado con los móviles

Publicidad

Un chino le pide a un colega que le compre un smartphone aprovechando que visita su país, le paga uno caro, le compra uno barato y acaba incinerado. Un joven de 26 años se ahoga en el río Chicago tras lanzarse al agua helada para salvar su teléfono. Lo mismo le sucede a un hombre de 41 años al tratar de rescatar su móvil del fondo de una alcantarilla.

En el metro de Montreal, una chica de 19 años introduce el pie entre coche y andén con consecuencias letales por ir mirando a la pantalla. Otra de 16 se quita la vida porque sus compañeros de clase le han robado el iPhone. Un policía retirado mata a un chaval y hiere a su novia por mandar mensajes en una sala de cine. Un joven de 21 años se vuela la cabeza accidentalmente al intentar hacerse un 'selfie' con un arma.

Dicen que la realidad supera siempre a la ficción. En este caso, el refrán se cumple de manera trágica y funesta: todas las anteriores son historias reales, aunque parecen sacadas de 'Life Smartphone', un exitoso corto de animación realizado por el artista chino Xie Chengling para alertar sobre los riesgos más letales de nuestra adicción al teléfono móvil.

Cuando fue galardonado por la Academia Central de Bellas Artes de Pekín y se hizo viral (supera los dos millones y medio de reproducciones en YouTube y se acerca a los treinta millones en sus equivalentes chinas), muchos lo tildaron de alarmista y exagerado. Se equivocaban.

Es cierto que los escenarios que describe el vídeo son bastante extremos, pero se puede comprobar que la vida real tiene ejemplos tanto o más insólitos y escabrosos. También hay situaciones casi cotidianas, como ese individuo que se estampa contra una farola que casi todos hemos visto (o sido) alguna vez.

Carril para andar con el móvil

De hecho, en China han adaptado la idea del carril bici, común en las ciudades europeas, a esta problemática del S.XXI. En la ciudad de Chongqing, una de las cinco principales urbes del país, estrenaron hace poco la primera calzada exclusiva para yonquis del móvil.

La caricatura que dibuja 'Life Smartphone' se vuelve cada vez más grotesca: desde la señora que se ha quedado en ropa interior y no se entera, hasta la chica que se autorretrata con todas las desgracias que se encuentra (y no son pocas) sin pararse a socorrer a las víctimas, pasando por el médico negligente que aplica una inyección letal al cuello de un pobre desgraciado. La Tierra misma acaba hecha cenizas en este apocalíptico retrato del mañana hiperconectado.

La estética y el ingrediente secreto de 'Life Smartphone', humor negro a raudales, recuerda a otro fenómeno viral: el (no tan) viejo y muy famoso 'Dumb ways to die', una campaña del metro de Melbourne para concienciar en materia de seguridad.

El de 'Life Smartphone' es un futuro de humanos sin esencia, aún más distópico que los obesos vagos voladores de Wall-E, cuyas vidas también fueron arruinadas por un uso excesivo y poco cauteloso de las herramientas tecnológicas. No es un vaticinio de la bola de cristal, pero sí una advertencia necesaria, una llamada a levantar la cabeza y mirar a nuestro alrededor, más allá de las pantallas.

Deformado en sus consecuencias, eso que muestra el corto es en parte nuestro día a día, surcado de amanecer a anochecer por un reguero de mensajes de WhatsApp. No es premonitorio, sino admonitorio: un tirón de orejas a escala global con el 'clac clac' de las teclas del móvil como banda sonora.

Publicidad