TecnoXplora » Móviles

Móviles

Huawei podría deshacerse de sus emblemáticas marcas Mate y P

Al igual que ha hecho con Honor, este movimiento podría permitir la supervivencia de estos móviles

Huawei Mate 40 Pro

Huawei Huawei Mate 40 Pro

Publicidad

Cuando estamos cerca de cumplir dos años del veto de Estados Unidos a sus empresas para trabajar con empresas chinas como Huawei, siguen siendo patentes las consecuencias para la firma china. Y es que lejos de haberse recuperado o haber mantenido su negocio en occidente, este ha ido cuesta abajo al no poder integrar los servicios y apps de Google. Si hace poco conocíamos que Huawei había vendido su marca Honor, especializada en teléfonos económicos, ahora parece que estarían en conversaciones para vender la marca de sus dos teléfonos más famosos, los Mate y los P, que en este 2021 deberían contar con nuevos modelos, como los Huawei P50 o Huawei Mate 50.

¿Por qué vender estas marcas?

Ha sido la agencia Reuters la que se ha hecho eco de las informaciones que apuntan a que Huawei estaría valorando la posibilidad de vender sus marcas más emblemáticas, lo que de facto podría suponer una disolución de su negocio de móviles. Los contactos a los que aluden desde la agencia estarían cerca de las conversaciones, y apuntan a que en ellas se estaría negociando la venta de las marcas Mate y P a un fondo de inversión. Recordemos que estos teléfonos habían sido hasta hace muy poco los móviles más célebres de la marca, y un referente en el mercado fotográfico móvil, habiendo ocupado las primeras posiciones en cuanto a calidad de sus cámaras en los últimos años.

Un Huawei P40 | Photo by Zana Latif on Unsplash

Parece ser que esta operación sería similar a la seguida por Huawei para vender su marca Honor. La idea sería la de crear un consorcio con varios de los proveedores de la marca china para poder gestionar las marcas de gama alta de Huawei. Parece ser que con este movimiento se podría relanzar a estos modelos para contar al menos con unos procesadores convincentes, a pesar de la falta de las apps y servicios de Google. En el caso de Honor se ha comprobado cómo nada más ser vendida a un fondo de inversión esta ha podido llegar a acuerdos de abastecimiento con empresas tan importantes como Qualcomm o MediaTek, por lo que podrá contar con sus procesadores.

Al veto de Google se unió más adelante el de la imposibilidad de TSMC para trabajar con Huawei, lo que de facto acababa con las posibilidades de Huawei para poder seguir fabricando sus propios procesadores, ya que recordemos que al igual que Samsung y Apple Huawei había utilizado mayoritariamente sus Kirin. Esta venta podría permitir acuerdos similares, y así poder seguir fabricando sus móviles de gama alta, como los Mate y los P, al menos con los procesadores Snapdragon de Qualcomm y los MediaTek, incluso con tecnología 5G.

De momento son solo rumores, pero no nos extrañaría nada que se convirtiera en realidad, como en el caso de Honor. Son sin duda medidas desesperadas de Huawei para poder seguir adelante con un negocio de móviles que se ha visto duramente castigado por el veto impuesto a Google para trabajar con la marca. Sin sus servicios y apps el atractivo de estos móviles para el potencial comprador en occidente ha desaparecido casi por completo.

Publicidad