La empresa rusa Caviar nos tiene acostumbrada a los diseños más extravagantes en el mercado de los smartphones. Con dispositivos que nos ofrecen unos acabados de lujo con un diseño bastante cuestionable, que podría describirse sencillamente como ostentoso. Pues bien, los de Caviar han vuelto a la carga, ahora con su particular forma de ver el iPhone 11 Pro. Una edición repleta de lujo y materiales exóticos para ofrecer las que sin duda son las versiones del móvil de Apple más caras que podemos encontrar en el mercado, y que por su aspecto y precio parecen estar diseñadas para esas personas que tienen dinero por castigo.

Así es el iPhone 11 Pro de Caviar

Los de Caviar han denominado a este modelo como iPhone 11 Pro Victory, la versión más lujosa que lanzan los rusos del nuevo iPhone 11 Pro. Para que os hagáis una idea, la base de este teléfono es exactamente la misma del modelo original, de hecho es el mismo teléfono de Apple, con su nuevo procesador Apple A13 Bionic y la cámara triple que ha estrenado el modo Deep Fusion. Caviar lo que hace es modificar la carcasa del teléfono y llevarla a su terreno de la ostentación total, con multitud de modelos, que van desde los 3800 euros hasta los 27.000 euros. Y como podéis imaginar, todo depende del material del acabado.

iPhone 11 Pro Victory | Caviar

La versión más barata es la acabada en titanio, que está disponible con diferentes diseños, siempre con dos tonos diferentes en la parte trasera. Con acabados de color plata, negro, oro, y también terminaciones en piel de cocodrilo de varios colores e incluso de serpiente, vamos, toda una oda a la ostentación sin complejos. El modelo más caro, el que está recubierto completamente de oro puro, es sin duda la gran locura de toda la gama de Caviar. Se trata de una carcasa recubierta de oro puro de 18 quilates, además de una V conformada por pequeños diamantes. Por lo que su precio roza los 30.000 euros.

iPhone 11 Pro Victory | Caviar

El diseño de la carcasa del iPhone 11 Pro destaca por la corona en la parte central de esta, junto a las cámaras, y por la inscripción de Caviar en la parte inferior de esta. También está grabado el número de serie de esta edición limitada en la propia carcasa, que está recubierta de un revestimiento anodizado. En este caso lo que menos importa es la capacidad del modelo, de 64GB, 256GB o 512GB, ya que la diferencia en el precio es testimonial. Esta edición viene en una caja de lujo, como no podía ser de otra manera, con sus certificados de autenticidad y toda la parafernalia habitual de un teléfono de altos vuelos como este.

Si te animas a comprar uno de estos móviles por nada menos que 27.000 euros, debes saber que Caviar tiene la deferencia de enviarlo gratis a tu domicilio, y te permite devolverlo de forma sencilla si no es de tu agrado. Como se suele decir, para gustos colores, y si te sobran casi 30.000 euros desde luego no hay manera más ostentosa de invertirlos que en el iPhone 11 Pro más exclusivo del mundo.