PRESENTACIÓN DE PRODUCTOS DE GOOGLE

PRESENTACIÓN DE PRODUCTOS DE GOOGLE

Google anuncia el Pixel 3 con dos compañeros de juego: la tablet Slate y Home Hub, un altavoz con pantalla

El mes de octubre empieza a ser el mes de los Pixel de Google, que ya van por su tercera generación. El gigante tecnológico ha presentado sus nuevos Pixel 3 y Pixel 3 XL, que han confirmado las filtraciones siguen ambos la misma tendencia de sus dos predecesores.

Ambos llegan con muchas cosas en común: reducción de marcos, una sola cámara trasera (luego hablaremos de ello), doble cámara frontal con gran angular en uno de los sensores, procesador Snapdragon 845, y un diseño muy continuista, aunque el notch al que ya estamos acostumbrados a ver en los últimos tiempos solo se presenta en el 3 XL, no así el modelo inferior. También comparten colores: blanco, negro y rosado.

La cámara trasera única, de 12.2 megapíxeles, algo que puede sonar extraño en una época en la que todos los fabricantes se han subido al carro de los objetivos dobles, sobre todo en gama alta, tiene su explicación. Google lleva años enfocada totalmente al desarrollo de inteligencia artificial. En el caso de la fotografía, lo hace gracias a la descomunal base de datos que le supone Google Fotos. Con esos inputs tiene una gran fuente de aprendizaje para identificar objetos, profundidades, siluetas… Eso le permite tener un modo Retrato fantástico incluso con una sola cámara.

Google Pixel 3 | Google

En fotografía se han añadido mejoras como Night Shift, para lograr imágenes más luminosas de noche o en interiores con baja luz, el modo HDR+ que postprocesa la imagen para añadirle artificialmente claridad y nitidez, o el nuevo Top Shot, que hace una ráfaga de fotos aunque solo pulsemos una vez el disparador, y luego nos deja escoger la imagen óptima. Algo idóneo para captar movimientos rápidos o evitar los clásicos casos de ojos cerrados en fotos grupales.

Las pantallas son de 5,5 pulgadas y 2.160 x 1.080 píxeles en el Pixel 3 y de 6,3 pulgadas y 1.440 x 2.560 píxeles en el caso del Pixel 3 XL. La RAM, de 4 GB en el primero y de 6 GB en el segundo. Almacenamiento de 64 y 128 GB para ambos, baterías de 2.915 mAh y 3.430 mAh, y por supuesto, Android 9 para rematar un teléfono que conserva resistencia a agua y polvo y carga inalámbrica. Sobre esto último, Google incluso ha presentado su Pixel Stand, una base de carga sobre la que dejar el terminal en oblicuo.

Pixel 3 | Google

Los precios en España para los Pixel 3 y 3 XL, que llegará el 1 de noviembre, partirán de los 849 euros y 949 euros respectivamente, hasta los 949 y 1.049 euros de las versiones de mayor almacenamiento.

Al Pixel, protagonista absoluto, le han acompañado un par de productos que no aparecían en todas las quinielas. En primer lugar, Pixel Slate, una tablet que, atención, no lleva Android… sino Chrome OS, un sistema operativo que ambiciona un mayor parecido al de los ordenadores que al de los móviles, aunque se integra perfectamente con Android. No obstante, sí es la primera tablet en contar con este sistema, hasta ahora limitado a portátiles.

Pixel Slate | Google

Su diseño y formato recuerda mucho a las Surface Pro de Microsoft: una pantalla que alberga también la circuitería y los componentes internos, y un teclado acoplable que además también trae trackpad. Por dentro, procesador core i7 de octava generación, 16 GB de RAM, 256 GB de almacenamiento, cámaras de 8 megapíxeles tanto frontal como trasera (con modo Retrato incluido), dos altavoces frontales… La potencia queda fuera de duda.

Su precio partirá de los 599 dólares (teclado y Pen aparte), sin que se hayan anunciado la conversión de esta cantidad a euros en España. Parece un dispositivo orientado a estudiantes y uso doméstico (principalmente por las limitaciones de software) que no quieren perder potencia. Recordemos que esta tablet puede ejecutar apps de Android, así que el catálogo de videojuegos, por ejemplo, también es amplio.

Home Hub | Google

El segundo producto-comparsa es el Google Home Hub, la variante con pantalla del ya conocido Google Home, que sigue los pasos de Amazon o Facebook para lanzar un asistente con pantalla integrada, suponiendo una evolución del ya estandarizado altavoz. Eso sí: no cuenta con cámara, un respiro para los preocupados por la privacidad y un chafón para los que planeaban usarlo como dispositivos manos libres para videollamadas.

El núcleo del Home Hub está en Home View, la principal función que se trata de un panel de control para el hogar domotizado: todos los dispositivos inteligentes que tengamos en el hogar, desde bombillas a cámaras de vigilancia pasando por cafeteras o termostatos podrán ser controlados desde ahí.

Este asistente parece más una opción a considerar para el futuro y un pasito tentativo por parte de Google hacia el hogar del mañana, una genial noticia para ir normalizando y empujando la domótica de esta generación.

Ambos llegan con muchas cosas en común: reducción de marcos, una sola cámara trasera (luego hablaremos de ello), doble cámara frontal con gran angular en uno de los sensores, procesador Snapdragon 845, y un diseño muy continuista, aunque el notch al que ya estamos acostumbrados a ver en los últimos tiempos solo se presenta en el 3 XL, no así el modelo inferior. También comparten colores: blanco, negro y rosado.

La cámara trasera única, de 12.2 megapíxeles, algo que puede sonar extraño en una época en la que todos los fabricantes se han subido al carro de los objetivos dobles, sobre todo en gama alta, tiene su explicación. Google lleva años enfocada totalmente al desarrollo de inteligencia artificial. En el caso de la fotografía, lo hace gracias a la descomunal base de datos que le supone Google Fotos. Con esos inputs tiene una gran fuente de aprendizaje para identificar objetos, profundidades, siluetas… Eso le permite tener un modo Retrato fantástico incluso con una sola cámara.

Google Pixel 3 | Google

En fotografía se han añadido mejoras como Night Shift, para lograr imágenes más luminosas de noche o en interiores con baja luz, el modo HDR+ que postprocesa la imagen para añadirle artificialmente claridad y nitidez, o el nuevo Top Shot, que hace una ráfaga de fotos aunque solo pulsemos una vez el disparador, y luego nos deja escoger la imagen óptima. Algo idóneo para captar movimientos rápidos o evitar los clásicos casos de ojos cerrados en fotos grupales.

Las pantallas son de 5,5 pulgadas y 2.160 x 1.080 píxeles en el Pixel 3 y de 6,3 pulgadas y 1.440 x 2.560 píxeles en el caso del Pixel 3 XL. La RAM, de 4 GB en el primero y de 6 GB en el segundo. Almacenamiento de 64 y 128 GB para ambos, baterías de 2.915 mAh y 3.430 mAh, y por supuesto, Android 9 para rematar un teléfono que conserva resistencia a agua y polvo y carga inalámbrica. Sobre esto último, Google incluso ha presentado su Pixel Stand, una base de carga sobre la que dejar el terminal en oblicuo.

Pixel 3 | Google

Los precios en España para los Pixel 3 y 3 XL, que llegará el 1 de noviembre, partirán de los 849 euros y 949 euros respectivamente, hasta los 949 y 1.049 euros de las versiones de mayor almacenamiento.

Al Pixel, protagonista absoluto, le han acompañado un par de productos que no aparecían en todas las quinielas. En primer lugar, Pixel Slate, una tablet que, atención, no lleva Android… sino Chrome OS, un sistema operativo que ambiciona un mayor parecido al de los ordenadores que al de los móviles, aunque se integra perfectamente con Android. No obstante, sí es la primera tablet en contar con este sistema, hasta ahora limitado a portátiles.

Pixel Slate | Google

Su diseño y formato recuerda mucho a las Surface Pro de Microsoft: una pantalla que alberga también la circuitería y los componentes internos, y un teclado acoplable que además también trae trackpad. Por dentro, procesador core i7 de octava generación, 16 GB de RAM, 256 GB de almacenamiento, cámaras de 8 megapíxeles tanto frontal como trasera (con modo Retrato incluido), dos altavoces frontales… La potencia queda fuera de duda.

Su precio partirá de los 599 dólares (teclado y Pen aparte), sin que se hayan anunciado la conversión de esta cantidad a euros en España. Parece un dispositivo orientado a estudiantes y uso doméstico (principalmente por las limitaciones de software) que no quieren perder potencia. Recordemos que esta tablet puede ejecutar apps de Android, así que el catálogo de videojuegos, por ejemplo, también es amplio.

Home Hub | Google

El segundo producto-comparsa es el Google Home Hub, la variante con pantalla del ya conocido Google Home, que sigue los pasos de Amazon o Facebook para lanzar un asistente con pantalla integrada, suponiendo una evolución del ya estandarizado altavoz. Eso sí: no cuenta con cámara, un respiro para los preocupados por la privacidad y un chafón para los que planeaban usarlo como dispositivos manos libres para videollamadas.

El núcleo del Home Hub está en Home View, la principal función que se trata de un panel de control para el hogar domotizado: todos los dispositivos inteligentes que tengamos en el hogar, desde bombillas a cámaras de vigilancia pasando por cafeteras o termostatos podrán ser controlados desde ahí.

Este asistente parece más una opción a considerar para el futuro y un pasito tentativo por parte de Google hacia el hogar del mañana, una genial noticia para ir normalizando y empujando la domótica de esta generación.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.