TecnoXplora » Móviles

Móviles

Cómo cambiar (o desactivar) el PIN de la tarjeta SIM en tu iPhone rápidamente

Accede a tu smartphone para cambiar el código que te viene por defecto con la tarjeta de tu operadora.

Tarjeta SIM para teléfonos móvil

Photo by Brett Jordan on Unsplash Tarjeta SIM para teléfonos móvil

Publicidad

El código PIN de las tarjetas SIM es uno de esos viejos conocidos que todos tenemos desde que empezaron a venderse los llamados móviles GSM allá por la década de los 90 del siglo pasado, cuando los teléfonos apenas alcanzaban a hacer llamadas de voz y enviar mensajes de texto (SMS). Así que es sorprendente que todavía, a día de hoy, sigamos con él a cuestas.

Y es que aunque son muy útiles para proteger que alguien pueda hacerse con nuestra tarjeta y utilizarla en otro dispositivo, a efectos de seguridad no tienen prácticamente uso porque se trata de una segunda capa que podría sobrarnos, toda vez que tenemos nuestros smartphones llenos de sensores de huellas dactilares, Face ID para escanear nuestras caras, patrones y códigos de verificación en dos pasos para cada aplicación con información sensible. Y en caso de pérdida o robo, llamar a la operadora y bloquearlo apenas tarda unos segundos.

Además, los PIN de las tarjetas SIM son combinaciones de cuatro números que solemos olvidar y que siempre que cometemos algún error al introducirlos, nos obligan a ir a buscar el plástico donde venía la tarjeta para consultarlo. Con el riesgo que supone que con el paso de los años terminemos por perderlo en algún cajón que ni recordamos cuál es.

Cómo cambiar el PIN de la tarjeta SIM

Para hacer estos cambios solo tenemos que ir a nuestro iPhone y meternos en los "Ajustes" del terminal. Una vez dentro, tenéis que buscar el menú de "Datos móviles" para encontrar todas las funciones relacionadas con la línea de móvil y datos del operador. Allí, veréis una sección llamada "PIN de la SIM", que debéis pulsar.

Modificar el PIN de la SIM en un iPhone. | Tecnoxplora

Llegamos al verdadero meollo de lo que queremos cambiar, con dos funciones esenciales. Por un lado la primera, que es la que activa y desactiva que el móvil nos pida ese número cada vez que lo reiniciamos, o encendemos, y por otro la que aparece debajo que es la encargada de cambiar esas cuatro cifras en sí.

Vamos a la segunda y el iPhone nos pedirá tres datos: el PIN de la SIM actual, el nuevo, y otro campo más para confirmar que hemos escrito bien ese nuevo código que vamos a utilizar. Cuando lo hayamos hecho ya lo tendremos modificado correctamente. Esta función es perfecta para todos aquellos usuarios que, por ejemplo, memorizaron un PIN hace años con otro teléfono móvil y siguen manteniéndolo a lo largo del tiempo, por lo que lo tienen perfectamente aprendido y no es necesario ni apuntarlo en un papel, ni mantener la tarjeta de plástico guardada en un lugar que recordemos.

Prueba de que este código no está en desuso es que las versiones digitales de estas tarjetas (las llamadas eSIM o SIM electrónicas) siguen contando con código PIN para desbloquearlas, además de activarse para un único terminal, que es donde podemos utilizarlas ya que no se pueden trasladar a ningún otro smartphone o tablet. En caso de que queramos tener esa misma SIM electrónica en otro dispositivo, tendremos que dar de baja la actual y pedir otra nueva a la operadora.

Publicidad