TecnoXplora » Móviles

EL ÚLTIMO CASO, EL S8 DE SAMSUNG

Apple y los demás, los demás y Apple: ¿quién copia a quién?

Los fanboys de Apple siempre dicen que otros -Samsung, Google y demás- les copian. Los haters dicen todo lo contrario. En un mercado tan movido como el del móvil, ¿quién lleva la iniciativa y quién sigue de cerca?

iPhone 7

EFE iPhone 7

Publicidad

Javier Lacort | @jlacort | Madrid
| 05.04.2017 08:01

Patente va patente viene, Apple ha asistido en las últimas semanas a tres eventos importantes. Primero, la mitad del ciclo comercial de sus iPhone 7; segundo, la renovación de parte de su catálogo, iPhone SE incluido; tercero, la presentación de los Galaxy S8 de Samsung. Y en este último punto surgen voces a ambos bandos (fanboys de Apple contra haters de Apple) retomando el viejo debate de quién copia a quién.

En comunidades y redes se ha comentado sobre la relación de lo presentado por Samsung con lo que algunas patentes y, sobre todo, el 'rumore rumore', sugieren que va ligado al futuro próximo de Apple. A saber: la convergencia móvil / PC, pantalla curva, y la apuesta por la realidad aumentada. Pero, yendo por partes, esto es lo que Samsung presentó y lo que podría tener que ver en el futuro inminente de Apple

1. Samsung DeX, una base para usar el móvil como ordenador

Según lo presentado por la compañía surcoreana, a través del dispositivo DeX el móvil se conecta a una pantalla (hasta 4K) y a los periféricos necesarios para hacer de él un ordenador que puede ser más que suficiente para un buen número de usuarios. Un Android con ventanas flotantes y escritorio perfecto para gestiones, ofimática, navegación web avanzada y demás.

Esto choca con la última patente de Apple, que parece apuntar a algo así, pero de un modo más similar a los FonePad de Asus: el iPhone se ubicaría en un hueco donde se suele alojar el trackpad, y pondría en funcionamiento todo el 'ordenador'.

De todas formas, hay multitud de patentes en los últimos años que no han visto la luz comercial. Que esté registrada no significa que vaya a llegar en forma de producto, y menos aún en una empresa como Apple, que tiene un catálogo bastante más exiguo y acotado que otras tecnológicas.

2. La pantalla curva

La rumorología dice que llegará al próximo iPhone, pero no existen pruebas fehacientes, como las maquetas y carcasas filtradas desde Shenzen durante el verano, que indiquen con firmeza esta posibilidad.

En cualquier caso, lo que sí parece más probable es que haya un cambio de pantallas, que pasen de usar tecnología LCD a tecnología OLED, al menos en un modelo concreto (¿el tercero en discordia y más caro?). Así, es complicado pensar que Apple vaya a apostar por un cambio tan a lo grande: OLED y curvada, todo de golpe.

3. La realidad virtual

Las declaraciones recientes de Tim Cook dejan claro que Apple no va por este camino. Cook sí apuesta en cambio por la realidad aumentada. Según él, la virtual es aislante y reproduce un universo alternativo, irreal, mientras que la aumentada integra el mundo real con las posibilidades que ofrece la tecnología en cuanto a comunicación e información en tiempo real.

Así las cosas, ¿habrá movimientos de Apple 'inspirados' en lo último de Samsung? Posiblemente. Y si no los hay en el caso del S8, los habrá más adelante. Aunque es más posible que los haya en términos de software que de hardware.

De hecho, en los últimos años, iOS se ha ido abriendo y haciendo más versátil en la medida en que ha asumido a su estilo ciertos componentes asentados en Android. Estos son algunos casos:

1. Lector de huellas

El primero visto en un smartphone fue el del iPhone 5s en 2013. Poco después, HTC le siguió con el One Max. Y a partir de ahí, se fueron subiendo al carro todos los demás: LG, Samsung, Sony, Xiaomi, Motorola…

La escasa diferencia de tiempo entre el primero (Apple) y el segundo (HTC) evidencia que no fue un caso de copia como tal, sino más bien de que comenzaron a estar disponibles esos componentes… y cada uno lo implementó a su manera.

2. Fuera jack de 3.5 mm

Al margen de algún fabricante chino residual en su carrera por crear el smartphone más fino del mundo, el primer teléfono de un fabricante masivo que llegó sin el conector de auriculares tradicional fue el Moto Z. Aunque lo cierto es que llegó cuando ya se daba por hecho que el iPhone 7 también llegaría sin él, como finalmente ocurrió.

Otros fabricantes como HTC con el U Ultra siguieron el mismo camino, y en pocos años la tendencia por la que ha apostado Apple se consolidará: el sonido del futuro no tiene cables, y el espacio que ocupa el jack es valiosísimo.

3. Un menú 'Compartir' a la altura

Hasta no hace tanto, el de iOS era poco más que escaso, y el de Android siempre fue mucho más versátil. Apple acabó implementando uno mucho más completo y similar al de Android en iOS 8.

4. Pantallas a lo grande

Aquí hay un matiz: con el primer iPhone, la pantalla era enorme dentro de la media de aquel entonces, en 2007. Pero Apple tardó cinco años en hacerla crecer, y además, de forma tenue (iPhone 5 en 2012, pasó de 3.5 a 4 pulgadas). Así que durante siete años (hasta 2014 con los iPhone 6 y 6 Plus), Apple fue considerado como un fabricante de teléfonos muy pequeños.

En aquel 2014 volvió a escalar para ponerse a la altura de los teléfonos Android, que por esas fechas incluso robaban cuota de mercado al iPhone mayoritariamente gracias a su tamaño superior.

5. Los widgets

Aunque su popularidad en Android ha ido decreciendo, son parte de su seña de identidad desde sus inicios. Apple, tras años esquivando una inclusión así, acabó integrándolos en iOS… a su manera.

6. Control Center

Esta popular y a día de hoy imprescindible utilidad de Apple para acceder a ajustes rápidos desde cualquier lugar tardó mucho en llegar, y eso que en Android ya estaban habituados a algo muy similar.

7. De Siri a Google Now

Aunque Siri nació como un asistente de voz, aunque bastante limitado, Google replicó con Now el año posterior (2012), que acabó siendo mucho más que Siri. Tanto es así que ya ni son rivales, sino que la herramienta de Google fue a por otro enfoque distinto.

8. Pagos móviles

Aunque Google llevaba tiempo con Wallet, nunca cuajó demasiado. Apple anunció Pay en 2014, y tras un lento despliegue, ha terminado con un índice de uso mucho mayor. Posteriormente, Google presentó Android Pay, y varios fabricantes hicieron lo mismo con su propia plataforma. De momento, todas lejanas a la de Apple en nivel de uso.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

 

Publicidad