LOS GRANDES 'FAILS' DE UNA CITA HISTÓRICA

LOS GRANDES 'FAILS' DE UNA CITA HISTÓRICA

No todo son éxitos: los cinco grandes fracasos de la historia del MWC

Nos venimos arriba con los éxitos del MWC, pero también hay fracasos considerables. Estos son algunos de ellos.

C. Otto | @ottoreuss | Madrid | 03/03/2017

Teléfono de LG
Teléfono de LG | LG

Hace años que el Mobile World Congress se ha convertido en la cita más importante e ineludible de todo el ecosistema de la industria móvil en todo el mundo. Y se lo ha ganado año tras año a base de dar a conocer las mejores evoluciones tecnológicas del mercado.

La fama del MWC ha llegado hasta tal punto que, a excepción del eterno ausente Apple, todas las grandes compañías tecnológicas aguardan esta cita para presentar no sólo sus mejores novedades listas para salir al mercado, sino también varias de las futuras innovaciones en las que están trabajando. Es por eso por lo que con frecuencia nos encontramos con anuncios más propios de la ciencia ficción que de la tecnología de consumo actual.

Sin embargo, no todo son éxitos. Pese a que el MWC viene a ser el mejor escaparate para los productos y servicios que marcarán nuestro futuro tecnológico a medio plazo, también nos encontramos con otras tendencias que con el tiempo acaban hundiéndose en el más absoluto de los fracasos. Estos son (sólo) cinco de los grandes 'fails' de la historia del Mobile World Congress de Barcelona:

1. Las pantallas 3D de los smartphones de LG

En 2011, LG se plantó en el MWC con una de sus mayores novedades: el LG Optimus 3D, un smartphone que pretendía ir un paso más allá en la tecnología móvil para poner a nuestra disposición una de las tecnologías de pantalla más innovadoras para ver todo tipo de contenidos. La tendencia no parecía mala, desde luego: ¿quién no querría tener una auténtica pantalla 3D al alcance de su propio móvil?

Bueno, pues lo cierto es que en realidad nadie la quería. Debemos partir de que, en general, las pantallas 3D ni siquiera han triunfado entre las pantallas de TV más generales, con lo que, con este fracaso en el bolsillo, parecía aún más difícil consolidar esta tendencia en los móviles. Y así pasó: el LG Optimus 3D no sólo pasó sin pena ni gloria por el mercado, sino que de hecho la compañía no ha vuelto a planteárselo en sus desarrollos a futuro.

2. Joyn, 'el Whatsapp de las operadoras'

Nadie puede negarles a las operadoras móviles (cierta) buena intención a la hora de intentar competir con los grandes servicios de las mayores compañías tecnológicas del mundo. Sobre todo, con aquellos que atacan directamente a su negocio y que les quitan una buena parte del pastel de sus ingresos.

Y así fue. Hace apenas un año, en 2016, grandes operadoras como Vodafone y Orange presentaron en el MWC Joyn, la aplicación bautizada como 'el Whatsapp de las operadoras'. No estaban solas, ya que se unieron a Google para diseñar un producto que pudiese competir con WhatsApp, Line, Telegram o WeChat, entre otras. A día de hoy, ¿qué, ya eres un entusiasta usuario de Joyn? ¿No? Pues eso.

3.- Móviles españoles encriptados

Cualquier nueva tecnología ya suele fascinarnos, pero si encima lleva el sello español, todos nos venimos (aún) más arriba y nos entusiasmamos con la posibilidad de que una compañía de nuestro país pueda liderar esas innovaciones.

Eso fue lo que pasó en el Mobile World Congress de 2013, cuando la empresa española Geksphone presentó hasta dos teléfonos móviles con una cualidad más que atractiva: la encriptación de todos sus datos y comunicaciones. No parecía mala idea: en un mundo en el que cada vez nos preocupa más la seguridad de nuestras comunicaciones, en principio todos querríamos tener algo así en nuestro futuro teléfono.

Sin embargo, ya lo sabes, fue un absoluto fracaso. No se puede negar que Geeksphone lo intentara, pero a día de hoy la compañía se ha olvidado de este proyecto, que permanece abandonado. Se llevó una buena lección: puedes diseñar el móvil más seguro del mundo, pero eso no te garantiza, ni de lejos, un éxito comercial.

4. Smartphones de 25 dólares de Mozilla

En 2014, Mozilla se presentó en el MWC con una novedad más que interesante: sus smartphones de 25 dólares. La idea, una vez más, parecía tener su lógica. Por dos motivos: en primer lugar, por el tremendo avance de la gama baja y los móviles de bajísimo coste con funciones esenciales; en segundo lugar, porque Mozilla tampoco es un recién llegado precisamente, así que cabía tener esperanzas de que pudiera hacerlo bien y conseguir cierta cuota de mercado.

A día de hoy, apenas tres años después, Mozilla no sólo no ha continuado con estos planes, sino que los ha descartado por completo. Imaginas el motivo, ¿verdad?

5. Kodak IM5

Fue uno de los intentos de las tradicionales compañías tecnológicas por subirse al carro de los smartphones. Hace apenas dos años Kodak presentaba en Barcelona su IM5, el teléfono con el que la compañía de cámaras fotográficas quería abanderar su entrada en el sector y empezar a tomar parte del pastel.

Sentimos ser duros con Kodak, pero es que ese móvil era una auténtica y soberana m... mala idea, por decirlo así. La cámara tenía (parte de) la genial tecnología de Kodak. Pero ya, para de contar, que ahí se acababan sus ventajas. En el resto de aspectos, el IM5 era un móvil malo a más no poder. Quizá uno de los mayores fracasos de los últimos años.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.