TecnoXplora » Internet

EL PROBLEMA DE LAS 'FAKE NEWS'

Más de 30 países usan "ejércitos de formadores de opinión" para manipular la democracia

Un informe sostiene que treinta países utilizan las redes sociales para manipular elecciones, marcar agenda política y acallar a opositores.

Una mujer usando el móvil

rocketboom en Flickr bajo licencia CC Una mujer usando el móvil

Publicidad

Hace tiempo que las noticias falsas que circulan casi sin control por la red se convirtieron en un asunto de estado para muchos países, aunque el problema ya ha alcanzado un cariz supranacional por la envergadura que está tomando.

No solamente estamos hablando de las injerencias rusas para influir en asuntos extranjeros. Según un informe de la ONG Freedom House, en al menos una treintena de países están usando hordas de manipuladores de opinión para asuntos internos, ya sea para inmiscuirse en procesos electorales, alentar la aceptación de medidas que recortan derechos o garantías democráticas y reprimir a sus ciudadanos.

Esta guerra en internet para manipular y desinformar ha tenido un papel clave, según esta organización financiada por el gobierno estadounidense, en al menos 17 países en los que se han celebrado elecciones en el último año, “perjudicando la capacidad de los electores de elegir a sus líderes sobre la base de noticias objetivas”.

En la mayoría de los casos los propios gobiernos usaron estos métodos para mantener su poder. El informe 'Freedom on the Net 2017' sostiene que, en cada uno de los 30 países, se han encontrado indicios de que se paga a individuos "para que distorsionen la información digital a favor de los gobiernos sin que se advierta de ello a los lectores”.

Todo ello con una sofisticación enorme, como bots y medios de comunicación falsos que “ponen en situaciones límite a algoritmos de búsqueda y de redes sociales para integrarse en contenido confiable y tener una alta visibilidad”, según denuncia el informe.

Más de 30 países usan "ejércitos de formadores de opinión" para manipular la democracia
Más de 30 países usan "ejércitos de formadores de opinión" para manipular la democracia | Freedom House

Algunos casos

Ejemplos de resultados sobran. En una Kenia con una lucha reñida por las elecciones las informaciones falsas con logos de BBC y CNN se extendieron como la espuma antes de la reelección de Uhuru Kenyatta. En Francia Facebook tuvo que suspender 30.000 cuentas falsas a una semana y media de las elecciones presidenciales, mientras que en Venezuela el informe acusa al presidente Nicolás Maduro de difundir imágenes y noticias falsas sobre los manifestantes de la oposición en redes sociales.

Así, el problema va más allá en países gobernados por regímenes autocráticos, como China o Irán, aunque en sistemas democráticos de mayor o menor calidad también está siendo un grave problema.

A veces, se usan estas armas 'online' con motivos verdaderamente truculentos. El informe cita el caso de los “escuadrones de la muerte” contra los drogodependientes en Filipinas, que es defendido por todo un ejército detrás de las pantallas para apoyar al presidente Rodrigo Duterte.

También Freedom House muestra el ejemplo que en México más de 75.000 bots se sumaron a la defensa del presidente Peña Nieto frente a la oposición, otro caso de lucha cibernética como arma electoral.

Publicidad