La ciencia tiene muchos caminos para sacarnos de problemas como el que vivimos y, cada día que pasa, nos sorprenden más algunos planteamientos que hacen ciertos científicos que buscan cómo entender al Covid-19 para neutralizarlo y, así, eliminar todos los problemas que ocasiona en aquellas células que infecta. Y hay que decir que una de la últimas aproximaciones al virus que hemos conocido es sorprendente, porque tiene como protagonista a la estructura proteínica del coronavirus, que han conseguido convertirla en notas musicales de las que ha salido un tema que se ha escuchado ya en SoundCloud más de un millón de veces.

La teoría de la que parte Markus J. Buehler, profesor del prestigioso MIT de Massachusetts, es que esa estructura del virus puede convertirse en una melodía armónica a través de la que es posible conocer algunos detalles del virus. Por ejemplo, cuáles son los trucos que utiliza para llamar a la puerta de nuestras células para intentar entrar e infectarlas.

El investigador pensó que, ya que era difícil para todo el mundo ver el virus a través de un microscopio, su traslación a notas musicales podría permitiros tener la oportunidad de percibirlo de alguna manera. Y se le ocurrió esta idea de transformar el coronavirus en un tema musical tras hallar la forma de analizar su espectro. Gracias a cálculos por ordenador y a teorías cuánticas, Markus logró hacer audible sus componentes, transformando su estructura de proteínas en una cadena de notas musicales. Ahora bien, para conocer el valor de cada una, tuvo que recurrir a la inteligencia artificial para que la citosina (c), la guanina (g), la timina (t) y la adenina (a) pudieran ofrecer un valor que más tarde sirvieran de base para el tema musical. Una composición que nos descubre los matices con los que actúa el virus.

Markus J. Buehler · Viral Counterpoint of the Coronavirus Spike Protein (2019-nCoV)

Gracias a este trabajo, y según el investigador, cualquiera de nosotros puede entender que las proteínas tienen su propio lenguaje que, en este caso, se corresponde con unos matices “suaves, bellos y relajantes”. Es como si para abrir la puerta de la célula, el Covid-19 quisiera “engañarla” para que le deje entrar. El científico no habla de que la composición proteínica del virus y el tipo de música que genera esa combinación tengan algún tipo de relación en la forma que infecta a las personas, sino que cree que es un paralelismo "muy acertada” de cómo ocurre en la realidad.

Según el investigador, el Covid-19 opta por una estrategia de engaño, “como un truco para meterse dentro de la célula humana”. Escuchando la explicación del científico del MIT, da toda la impresión de que el Covid-19 “habla a la célula" y que se produce algún tipo de interacción previa a su infección. El resultado del trabajo se ha subido a una plataforma como SoundCloud que, en las últimas horas, ha registrado más de un millón de reproducciones de un tema musical que intenta llevarnos hasta ese mundo microscópico que en las últimas semanas ha copado todas las portadas de medios de comunicación del planeta. Y por qué no decirlo, ha condicionado nuestro día a día.