Restaurantes, discotecas, complejos de lujo, holdings inmobiliarios... Tradicionalmente, las inversiones de los personajes famosos de la sociedad reciente acostumbraban a invertir sus fortunas en negocios offline y de manera un tanto secreta. Sin embargo, de un tiempo a esta parte, la tendencia está cambiando.

Y ese cambio se debe a internet y, más concretamente, a las startups tecnológicas, que se han revelado como un buen punto de mira a la hora de invertir un dinero que puede verse muy rápidamente multiplicado (o perdido). Empezaron siendo pocos, pero cada vez son más las caras conocidas del famoseo mundial que se deciden a invertir en tecnología. Estos son algunos:

- Bono. Quizá el más antiguo del lugar. El cantante de U2, siempre atento a todo lo nuevo que sucede en el mundo, se dio cuenta enseguida de que internet podía ser un buen negocio. De hecho, Bono fue uno de los primeros inversores de Facebook, donde metió cerca de 70 millones de dólares, y se rumorea que también podría tener presencia en Dropbox.

- Ashton Kutcher. Uno de los rostros más carismáticos de Hollywood y, también, uno de los que no pierde oportunidad a la hora de hacer promoción de las startups en las que participa. Una de sus mejores 'coladas' fue en su segundo capítulo en la serie 'Dos hombres y medio', donde aparece con su propio portátil, lleno de pegatinas de empresas como Spotify, Foursquare, AirBnb o Flipboard, entre otras. No le viene mal este papel a Kutcher, quien, además, encarnó nada menos que a Steve Jobs en su última película.

- Cristiano Ronaldo. ¿Cómo iba a quedarse al margen uno de los tipos más ricos del fútbol mundial? Los pasos de Ronaldo en este mundo aún son muy tímidos, pero habrá que seguir muy de cerca la trayectoria de Mobitto, una startup de fidelidad nacida en Portugal y que cuenta con el jugador del Real Madrid entre sus inversores de lujo.

- Lady Gaga. Entre excentricidades, semidesnudos y vestidos hechos a base de filetes de cerdo, la polifacética artista también tiene tiempo para invertir parte de su fortuna en startups tecnológicas. Que se lo pregunten, si no, a Turntable (una plataforma en la que compartía inversión con el rapero Kanye West y que acabó cerrando) o Backplane, una red social que también cuenta entre sus inversores con genios de la talla de Eric Schmidt, cofundador de Google.

- Juan Roig. El fundador de Mercadona no se ha quedado atrás en esto de invertir en startups. De hecho, Roig ha creado Lanzadera, una incubadora/aceleradora que acoge proyectos innovadores e invierte en ellos. Para esta iniciativa, el empresario dedicará tres millones de euros.

- Álvaro Arbeloa. Hablábamos antes de Ronaldo, pero el que más destaca del fútbol español en este sentido es, sin lugar a dudas, Álvaro Arbeloa. El jugador del Real Madrid es hermano de Yago Arbeloa, uno de los mayores inversores de internet en España. Nunca se han dado demasiados datos de hasta qué punto Álvaro está presente en las inversiones de su hermano, pero, de estarlo, podríamos hablar de presencia en startups como We are KnittersLánzanos.comDucksboardReclamador.es, entre muchas otras.

- Andreu Buenafuente. El humorista también ha hecho sus pinitos en esto de la inversión tecnológica. Fruto de su buena relación con el emprendedor catalán Pau García-Milá, cofundador de EyeOs, Buenafuente le acompañó en la nueva aventura de Bananity, que, por el momento, no parece conseguido todo lo que cabría esperar de ella. En esta empresa, por cierto, Buenafuente comparte inversión con la exministra Cristina Garmendia.

- José Manuel Lara. El presidente de Planeta también se ha lanzado a la aventura de la invertir en startups. En su caso lo hará a través de Impúlsame, una aceleradora sevillana que inyectará dinero en los 20 proyectos elegidos por esta iniciativa que cuenta también con el apoyo de la Escuela de Organización Industrial.