Un año después de que BackBerry fichara a Alicia Keys para desempeñar el cargo de directora crativa global, la compañía ha decidido dar marcha atrás en su decisión y poner fin al contrato con la artista.

Al respecto, la empresa ha informado de su satisfacción por haber trabajado con una persona como ella, con talento.

A nivel económico, BlackBerry dio a conocer su situación a finales del mes de diciembre. En total, registra pérdidas que ascienden a los 4.400 millones de dólares, mientras que sus ingresos se encuentran en los 4.600 millones. En comparación con 2012, ha experimentado una caída en su negocio del 56%.

El pasado mes de octubre Michael Lazaridis y Douglas Fregin, fundador y cofundador de la compañía respectivamente, informaron de que se planteaban una oferta conjunta para adquirir la firma en su totalidad. No obstante, a finales de diciembre la participación en la firma de Lazaridis pasó de un 8 a un 4,99%, descartando, por tanto la operación.

Los dos responsables pusieron fin a la asociación para la compra a pesar de haber inciado conversaciones con los fondo Goldman Sach y Ceterview partners para ayudarles en el proceso. 

Lazaridis y Fregin empezaron BlackBerry -antes conocida como Research In Motion- en una pequeña oficina de Canadá en 1984 gracias a una inversión de los padres de Lazaridis.