TecnoXplora » Gadgets

Gadgets

¿Scooter eléctrico o mini moto de campo? Tú eliges con Splach Transformer

No cabe duda de que es el Scooter más sorprendente que hemos conocido hasta ahora

¿Scooter eléctrico o mini moto de campo? Tú eliges con Splach Transformer

Splach Transformer ¿Scooter eléctrico o mini moto de campo? Tú eliges con Splach Transformer

Publicidad

En los últimos años la movilidad urbana ha cambiado por completo, no hay más que echar un vistazo a nuestras calles para darse cuenta que más allá de coches y motos han aparecido vehículos más manejables, baratos y accesibles para muchas personas. Sobre todo, pensamos no solo en las bicis eléctricas, sino en los Scooters eléctricos, que es para muchos la mejor alternativa a los vehículos de motor, ya que con ellos podemos movernos con poco mantenimiento y gasto de energía. Hoy conocemos uno que desde luego nos parece muy sorprendente por su original propuesta, ya que se puede conducir de diferentes maneras en distintos entornos.

Así es la versátil Splach Transformer

Este híbrido de Scooter y moto eléctrica llegaba a Indiegogo el pasado mes de septiembre, y nos ofrecía un planteamiento único en el mercado hasta ahora, ya que ha sido diseñado tanto para la ciudad como cualquier otro, como para pasar un buen rato en el campo o haciendo acrobacias en un entorno propicio. Es una moto transformable en distintos formatos, y con un diseño inequívocamente deportivo, que nos recuerda a las motos de campo más tradicionales, aunque también tiene un diseño que se permite licencias futuristas.

Cuenta con un motor de 350W o 960W, por lo que es lo suficientemente potente para dispararnos en un pequeño montículo para pasárnoslo bien. Puede alcanzar velocidades de 38 kilómetros hora, aunque como sabéis en España esta velocidad está limitada a los 25 kilómetros a la hora. La potencia de este Scoteer es tal que hasta puede escalar rampas con un desnivel del 28%. Un aspecto bastante interesante es que la batería se puede reemplazar fácilmente por otra en apenas siete segundos, al menos eso es lo que prometen sus creadores. Esta nos ofrece una autonomía de hasta 40 kilómetros. Gracias a su bajo centro de gravedad, es muy sencilla de utilizar y sobre todo muy estable.

A diferencia de otros escúteres, cuenta con una suspensión dual, por lo que pilotarlo por caminos sinuosos es algo realmente cómodo. También es muy segura, ya que ofrece frenos de disco en ambos ejes. Los neumáticos patentados de este híbrido de Scooter y moto sirven tanto para el asfalto como para caminos de tierra o gravilla. Por supuesto toda la mecánica ha sido diseñada para ser resistente a las condiciones más adversas. Se puede comprar opcionalmente con unas estriberas, para que nuestra posición sobre él sea más motera y nos permita un mejor control.

Para multiplicar la diversión podemos conducirlo de cuatro modos diferentes, el tradicional Scooter, sentado como si fuera una mini moto, agachado o en posición favorable para saltar los obstáculos. Vamos, desde luego es el Scooter de campo y ciudad más divertido que hemos conocido hasta ahora. Por supuesto podemos llevarla en el maletero de nuestro coche para poder pasar un buen rato donde haga falta, y también podemos cambiar su aspecto con partes intercambiables del carenado. No le faltan luces LED de posición y freno, así como guardabarros para que el agua o el barro no nos salpiquen. Todavía está disponible en Indiegogo por 970 euros al cambio, y se envía a todo el mundo, siendo las entregas inmediatas.

Publicidad