TecnoXplora » Gadgets

AL CERRAR TU COCHE CON EL MANDO ELECTRÓNICO INTERFIEREN LA SEÑAL

Los ladrones ahora te abren el coche usando radiotransmisores

Abrir el coche con una palanca ya está pasado de moda: ahora los ladrones parecen tener métodos más delicados. Así lo refleja una serie de robos cometidos en Reino Unido sin hallarse señal alguna de que hubieran forzado la cerradura.

Cuidado con los ladrones de coches

Francesca Cappane flickr cc Cuidado con los ladrones de coches

Publicidad

Pablo G. Bejerano | @pablogbej | Madrid
| 13.12.2016 07:55

Cada vez más vehículos se dotan de electrónica para muchas de sus funciones, y una de ellas hace tiempo que ha caído en las manos de la tecnología inalámbrica. Ahora para abrir un vehículo ya casi no se usan las llaves, que han sido sustituidas por un mágico botón: sólo hay que apretarlo y a veces no hace falta ni apuntar, el seguro de las puertas chasca y el coche queda abierto según caminamos hacia él.

El mismo método lo utilizamos para cerrar las puertas y aquí es donde entran los sofisticados ladrones de coches y sus nuevas herramientas. En este caso se trata de radiotransmisores, dispositivos capaces de interceptar una señal de radio inalámbrica, bloquearla o amplificarla. Su rango puede abarcar todo un aparcamiento.

En Reino Unido la Policía ya ha alertado a los propietarios de vehículos que se anden con cuidado: durante las últimas dos semanas de noviembre se produjeron 14 robos en coches, camiones y furgonetas, cuyas puertas no mostraban señal alguna de haber sido forzadas.

La policía británica ha deducido que los robos se produjeron mediante un sistema que inhibía la señal de radio del mando. Cuando el conductor se aleja del vehículo y aprieta el botón, una señal se envía al coche para que este eche sus seguros. Los ladrones están esperando, pertrechados con sus radiotransmisores, para que las ondas de estos bloqueen la señal.

Conducir un coche | JAK SIE MASZ EN FLICKR CC

De esta forma, las puertas no se llegan a cerrar y los ladrones pueden abrirlas tirando de la manilla, como si estuvieran entrando en su propio coche. Una vez interceptada la señal sólo tienen que buscar el coche y llevarse todo lo que haya de valor. Por el momento se ha informado de robos en vehículos, aunque si los ladrones han sustituido la palanca por un radiotransmisor no es descabellado pensar que también puedan sustituir el clásico ‘puente’ por un método más elegante. Sobre todo teniendo en cuenta que los coches conectados a veces tienen sus sistemas críticos conectados a internet.

Los robos han tenido lugar en algunas ciudades británicas, como Chieveley o Reading, al oeste de Londres. Hay que tener en cuenta que sólo es una pequeña región de Reino Unido, y por eso la Policía británica no se ha aventurado a opinar sobre si se trata de un mismo grupo organizado o de una nueva tendencia que se está poniendo de moda entre los ladrones de coches.

En todo caso, la metodología no requiere de grandes prodigios técnicos, con lo que es fácil que otros ladrones puedan utilizar este mismo sistema. Para evitar los robos la Policía ha recomendado a los conductores que se aseguren de que el vehículo está cerrado cuando aprieten el botón del mando.

Publicidad