Los altavoces inteligentes cada vez son más comunes en nuestros hogares, y poco a poco nos vamos acostumbrando a vivir con ellos. El de Google es uno de los más populares, se llama Google Home, y si estás aquí es porque probablemente tengas uno. Y precisamente te hayas dado cuenta de que cuando le dices OK Google a tu móvil estando cerca del altavoz, ambos nos responden a la vez. Pues bien, hay una forma bastante sencilla de evitarlo, porque hay que reconocer que es bastante desagradable tener que escuchar a la vez a ambos dispositivos respondiendo a la misma pregunta que hemos hecho. Así de sencillo es evitar que ambos dispositivos nos terminen dando dolor de cabeza por hablar a la vez.

Evita respuestas duplicadas

La sensibilidad de los micrófonos de Google Home es espectacular, y son capaces de escuchar lo que estamos diciendo a muchos metros de distancia. Por esa razón, cuando le decimos OK Google a nuestro móvil, no hace falta gritar para que tanto el teléfono como el altavoz nos respondan a la vez, en perfecta y siniestra sintonía. Existe la forma de obtener el mismo resultado con nuestro móvil sin tener que decir absolutamente nada. Y sin necesidad de hacer nada complicado.

Activando con el botón y desactivando el comando por voz | Tecnoxplora

Si tu teléfono tiene asistente de Google, lo único que debes hacer es pulsar el botón central de navegación en tu teléfono, el que tiene forma circular. Una vez que lo haces, verás cómo aparece una animación con los colores del asistente y este se abre. En ese momento el teléfono ya nos está escuchando, y solo tenemos que hacerla la pregunta para que nos responda, sin que el altavoz se active en ningún momento. En el caso de no tener asistente de Google en el móvil, debemos ir a la barra de búsqueda de Google integrada en el sistema o abre la app de Google que la contiene, y pulsar sobre el icono del micrófono. Será entonces cuando le preguntemos lo que queremos a Google Home para obtener sus respuestas. Una vez más el altavoz seguirá en suspensión.

En el caso de tener un iPhone o iPad, es exactamente igual, solo que en este caso a través de la app de Google, en la que debemos pulsar también el micrófono en la barra de búsqueda para hacer la pregunta. Como es lógico, cuando estás lejos de casa puedes seguir diciéndole al móvil OK Google, para que te responda habitualmente. También podemos evitarlo desactivando “Voice Match” en los ajustes de la app de Google, dentro de los ajustes del asistente. De esta manera aunque digamos OK Google solo será el altavoz el que se dé por aludido, mientras que el móvil nos ignorará, y tendremos que pulsar el botón central en caso de querer hablar con él.