EL CONDUCTOR SÓLO TENDRÍA QUE TOMAR EL CONTROL EN CASOS AISLADOS

EL CONDUCTOR SÓLO TENDRÍA QUE TOMAR EL CONTROL EN CASOS AISLADOS

Los cinco niveles del coche autónomo: en 2017 llegaremos al tercero

En unos años tendremos en las carreteras coches sin conductor, pero hasta que esto pase aún queda tiempo. De momento la evolución de esta tecnología va a pasitos: en concreto se han establecido cinco niveles crecientes de autonomía, y vamos a llegar al tercero.

Pablo G. Bejerano | @pablogbej | Madrid | 18/01/2017

BMW
BMW | BMW

Cuando en 2010 aparecieron las primeras informaciones detalladas sobre el coche sin conductor de Google, la tecnología parecía cosa de ciencia ficción. Hoy los principales fabricantes de coches han revelado planes para lanzar coches autónomos. Pero esto no quiere decir que la tecnología vaya a llegar de golpe y sustituya de un plumazo a los vehículos tradicionales.

De hecho, sobre la autonomía de los coches se han establecido cinco niveles. La clasificación proviene de la SAE, una asociación estadounidense pero de vocación internacional que agrupa a profesionales de la automoción.

Los coches autónomos empiezan a partir del nivel 1, de forma que por debajo, en el nivel 0, quedan todos los vehículos tradicionales, donde el conductor está a cargo de todas las tareas. El primer nivel tampoco es nada del otro mundo: solo algunas funciones, como la aceleración, están automatizadas, pero nunca dos funciones a la vez. Es decir, a esta categoría pertenecen los automóviles con control de velocidad de crucero.

El nivel 2 ya es más sofisticado. Tanto el volante como el pedal del acelerador están automatizados. El coche mantiene su carril haciendo los giros correspondientes cuando llega una curva. El conductor podría permanecer sin sujetar el volante ni pisar el pedal, pero debe supervisar en todo momento la conducción. Incluso la frenada también se controla si es necesario. Por el momento Tesla es la única marca que ofrece este software en sus coches comerciales con su piloto.

Tesla | RichardAsh1981 en flickr cc

Lo siguiente es el nivel 3, en el que el coche puede decidir hacer un adelantamiento. Todas las funciones están automatizadas, pero el conductor tiene que estar pendiente por si se produce una situación que requiera de su intervención. Este año Intel y BMW han anunciado que crearán vehículos con esta categoría, y teniendo en cuenta la tecnología que se está probando parece un objetivo bastante viable.

Algo más lejos queda el nivel 4, en el que el coche podría resolver cualquier situación en la carretera siempre que se encuentre en un entorno controlado, como un campus o una ciudad, es decir, algo plenamente mapeado.

Aquí todas sus funciones críticas están automatizadas: estaríamos ante un coche que se puede conducir solo, pero aun así necesitaría que fuera un conductor a bordo, aunque pueda estar consultando su teléfono. Algunos fabricantes, como Volvo o Ford, han optado por pasar del nivel 2 directamente al 4, pero esta tecnología requiere una complejidad mucho mayor.

El nivel 5 es el último y ya lo hemos visto en algunas películas de ciencia ficción, o en algunas series, como el coche fantástico. En este caso el vehículo puede conducirse él solito en cualquier situación y en cualquier lugar: sería un automóvil que viajaría sin conductor hasta que recogiera a una persona, ya fuera su dueño o un pasajero.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.