LAS COSECHAS DE LAS UVAS SE HAN ADELANTADO

El sabor del vino está siendo alterado por el cambio climático, según un estudio

Un estudio ha evidenciado cómo el cambio climático está alterando el sabor del vino, y todo ello se debe a la fecha de recogida de la uva, que cada vez se adelanta más.

Publicidad

En los últimos años, los efectos del cambio climático han sido muy notables en varios aspectos. El aumento de la temperatura global ha afectado a todos los ámbitos de nuestra vida, haciendo que tengamos que adaptarnos a los cambios y buscando maneras de intentar frenarlo drásticamente.

Pero también ha afectado a las especies, como a las termitas, que se ha demostrado a partir de un estudio que son muy sensibles al calor, lo que va relacionado con la velocidad de descomposición de la madera. Y no solo a las especies, ya que al mismo tiempo está influyendo incluso en el sabor del vino.

Según un estudio publicado en la revista Unión Europea de Geociencias (EGU), las fechas de cosecha de uva se han adelantado hasta 13 días desde 1988 en promedio con los siglos anteriores, lo que evidencia la reacción de las uvas a las altas temperaturas.

Un estudio demuestra que las altas temperaturas afectan a la fecha de recogida de las uvas

El documento, que está realizado por Thomas Labbé, historiador de la Universidad de Leipzig, analizó los datos de las cosechas registrados durante los últimos casi setecientos años. Remontados al año 1354, las uvas estudiadas proceden de la localidad de Beaune, en Borgoña (Francia), considerada la capital del vino.

Recogida de uvas
Recogida de uvas | Pixabay

Los investigadores validaron las cosechas de uva utilizando registros detallados de temperatura de París, procedentes de los últimos 360 años. Esto les permitió estimar las temperaturas de abril a julio en la región de Beaune durante los 664 años completos cubiertos por su registro de fechas de cosecha de uva.

Y es que, las fechas de recogida de la uva suelen ser un indicador del clima, ya que éstas presentan una alta sensibilidad a la lluvia y a las temperaturas. Por ello, es la propia tierra y naturaleza la que decide cuándo están listas y maduras, que suele ser antes cuando durante la temporada de crecimiento (primavera-verano), la estación es muy cálida y seca.

Por lo general, años atrás solían recogerse en torno al 28 de septiembre, y actualmente se realiza casi dos semanas antes de lo estimado.

Cómo afecta el cambio climático al sabor del vino

Sabor del vino
Sabor del vino | Pixabay

Otra de las conclusiones del estudio es que el cambio climático también está afectando al sabor del vino. Esto se debe a la fecha de recogida de la uva, ya que es clave para determinar el resultado final del vino.

Debido a las altas temperaturas provocadas por el calentamiento global, cada vez hará más calor incluso en temporadas de frío, por lo que las uvas tendrán que recogerse antes a medida que vaya pasando el tiempo.

Resulta que las uvas, cuánto más tiempo pasen en la viña, más azúcar acumularán y por tanto, más alcohólico será. Por el contrario, si el tiempo que pasan en la viña es más corto, las uvas no podrán desarrollar bien el equilibrio adecuado de sustancias químicas, responsables de aportar su característico sabor.

SEGURO QUE TE INTERESA:

La temperatura máxima que puede soportar el cuerpo humano

TecnoXplora » CienciaXplora

Publicidad