TecnoXplora » CienciaXplora » Ecología

EL POR QUÉ DEL AMOR DE LOS CARNÍVOROS HACIA TI

Llevas el perfume perfecto para que te coma el tigre (literalmente)

Un compuesto químico presente en la sangre de los mamíferos es el responsable de la atracción irresistible que sienten algunos carnívoros por sus presas.

Un tigre se lame la nariz

William Warby en Flickr CC Un tigre se lame la nariz

Publicidad

La sangre de los mamíferos tiene un olor muy característico con un toque metálico. El responsable de este aroma no es el hierro que contiene, sino un tipo de aldehído (con el exótico nombre de trans-4,5-epoxy-(E)-2-decenal), un compuesto orgánico que enciende el instinto depredador de los carnívoros.

Un grupo de científicos de la Universidad de Linköping en Suecia ha demostrado que el perfume de esta molécula es suficiente para que un tigre se lance sobre un trozo de madera y ha publicado sus hallazgos en la revista PLOS ONE.

Los investigadores rociaron una serie de tablones con esta sustancia y los colocaron cerca de cuatro especies diferentes de carnívoros del Parque Zoológico Kolmården. Hicieron el experimento con tigres siberianos, perros de agua de Sudamérica y perros salvajes africanos y asiáticos. A todos ellos les gustó tanto la madera perfumada que después de olisquearla y morderla, la pasearon por todo el recinto y siguieron jugando con ella durante horas.

Los depredadores se comportaron de la misma manera cuando los científicos untaron las tablas con sangre de caballo. No obstante, ni siquiera le prestaron atención cuando utilizaron aroma a plátano y un disolvente inodoro.

Los expertos no garantizan que esta molécula atraiga de igual manera a otros carnívoros ya que, para averiguarlo, habría que repetir la prueba con ellos. Apuntan además que el perfume es útil para rociar los juguetes de tigres y perros salvajes en los zoos.

Publicidad