Las grandes superficies desarrollan estrategias en sus establecimientos para fomentar el número de ventas de sus productos. En este vídeo te mostramos algunos de los trucos que utilizan para que compres lo que ellos quieren, y te lleves el mayor numero de artículos posible.

El ejemplo más directo es el supermercado, espacios a los que acudimos para realizar la compra de la semana, del mes, incluso diaria y llevarnos gran cantidad de artículos para que no falte nada. Siempre se dice "no vayas al supermercado con hambre" porque es bastante probable que te entren los siete males y quieras llevarte casi todo el supermercado a casa.

Además, también acudimos a él para comprar un artículo o dos, que se acaban de terminar y necesitas utilizarlos cuanto antes, o porque se te ha ocurrido un plato riquísimo para hacer de cena pero te falta la cebolla… Hay muchas situaciones en las que necesitamos acudir al supermercado, y en distintas condiciones (al salir de trabajar para hacer una compra rápida, el sábado por la mañana para hacer la compra de la semana, cuando tienes tanta hambre en la calle que entras en el primero que te encuentras…). Y no sólo es nuestra hambre la que nos pone muy fácil vaciar los bolsillos, sino que también estos espacios están preparados para que pesques el cebo.

Son trucos que se suelen aplicar una vez por semana, pues en superficies tan grandes, hay una cantidad enorme de productos variados y también similares entre ellos, por lo que a la hora de comprar, los clientes tienen que tomar la decisión de escoger entre unos u otros, por lo que deben llamar la atención. Además, otro objetivo que se busca lograr con estos trucos es que cuando acudamos al lugar, nos llevemos el mayor número de productos posibles.

En este vídeo te mostramos algunos de estos trucos. Tiene una doble función: que los clientes que acudan a comprar se sientan cómodos, (por lo que que buscan satisfacer nuestras necesidades), y así se benefician logrando mayores ventas y altas posibilidades de que vuelva en otra ocasión.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Así puedes evitar que el asistente de voz te escuche

La razón por la que nuestras mascotas comen hierba

Malos hábitos en Internet que todos tenemos