EVITAN OTROS FÁRMACOS

EVITAN OTROS FÁRMACOS

Los pacientes que usan marihuana medicinal consumen menos opioides y sustancias agresivas

Un reciente estudio revela que los pacientes que consumen marihuana terapéutica para tratar dolores crónicos reducen el consumo de opiáceos y otros fármacos de forma paulatina.

Marihuana
Marihuana | Flickr

Ciencia en TecnoXplora | @TecnoXplora | Madrid | 21/12/2017

La legalización de la marihuana es un asunto en boca de todos. Frente a países como Estados Unidos, donde cada vez más Estados dan luz verde al consumo terapéutico de esta droga, están los más conservadores que claman en contra de su aprobación y subrayan los efectos nocivos que puede tener sobre el organismo, como la adicción. Sin embargo, hay estudios que avalan ambas posturas

Es el caso de una investigación publicada recientemente, que revela que los pacientes que consumen marihuana medicinal consumen una menor cantidad de opioides.

Es más, el estudio, publicado en el 'Journal of the American Medical Directors Association', muestra que los enfermos inscritos en el Programa de Cannabis Medicinal de Nuevo México (MCP) que sufren dolores de espalda, artritis, dolores de cabeza, fibromialgia y otros trastornos crónicos deciden reducir el uso de otros fármacos para aliviar al dolor. Además, más de una tercera parte de los pacientes del MCP dejaron por completo de tomar otros medicamentos.

Para llegar a estos datos los investigadores observaron el avance de los pacientes durante un periodo de dos años. Curiosamente, los enfermos no redujeron en consumo de opiáceos hasta a partir del decimosexto mes de tratamiento. Los autores del estudio señalan que los participantes del estudio no se estaban limitando el uso de otros fármacos sino que, con el tiempo, el tratamiento a base de marihuana se iba imponiendo frente a otras sustancias recetadas.

Estudios anteriores

Las conclusiones del estudio señalan que el cannabis no funciona como vía de enlace a otros opiáceos, sino que contribuye a reducir el consumo de estos. Si bien ya hay estudios previos que apuntaban a lo expuesto, esta nueva investigación ayuda a desmitificar algunas de las creencias sobre la droga más popular del mundo.

Según el Observatorio Español de Cannabis Medicinal (OECM), el cannabis “no es la panacea”, pero sí posee propiedades terapéuticas para aliviar algunas enfermedades como diversos cuadros de dolor crónico, trastornos motores asociados a la esclerosis múltiple, caquexia en cáncer o sida, vómitos y náuseas asociadas a quimioterapias oncológicas, convulsiones en epilepsias infantiles y desórdenes inflamatorios gastrointestinales.

¿Por qué resulta una medicina tan efectiva? La respuesta tiene que ver con los componentes de la planta: de los más de 400 compuestos, el tetrahidrocannabinol o THC (que es el principal constituyente piscoactivo) y el cannabidiol o CBD (que no es psicoactivo pero es un potente antiinflamatorio y antioxidante) actúan en el organismo para conseguir que el paciente sienta una mayor sensación de bienestar o alivio.

Ahora bien, los expertos inciden en la necesidad de distinguir el uso medicinal, controlado y recetado de esta planta, del consumo recreativo sin fines terapéuticos. En otras palabras, tiene que estar prescrito por un médico para que sea legal.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.