TecnoXplora » CienciaXplora » Divulgación

SEGÚN UN ESTUDIO EN EE UU DE LA UNIVERSIDAD DE DREXEL

Ocho de cada diez personas practica el sexting

Un estudio en EE UU ha determinado que el intercambio de mensajes eróticos entre la población adulta es algo habitual. Además, la investigación relaciona la práctica del sexting consensuado como una forma de mejorar la satisfacción sexual.

Una joven grabándose con el móvil

Lourdes Ribas Una joven grabándose con el móvil

Publicidad

Teguayco Pinto | @teguayco | Madrid
| 18.08.2015 00:41

La práctica del sexting, que consiste en intercambiar mensajes de contenido erótico a través de cualquier plataforma de mensajería instantánea (Whatsapp, Messenger, etc.), ha resultado ser más común de lo que se pensaba. Según un estudio presentado en la Convención Anual de la Asociación Americana de Psicología, 8 de cada 10 personas ha admitido haber realizado esta práctica al menos una vez durante el pasado año.

Los tiempos cambian, las tecnologías evolucionan y esto también afecta a la forma de relacionarnos. Pero, para los científicos, estos cambios en nuestro comportamiento no suponen una mera anécdota. Según la psicóloga de la Universidad de Drexel (Filadelfia, EE.UU.), Emily Stasko, “es importante investigar el papel que juega el sexting en las relaciones amorosas y sexuales, dadas sus posibles implicaciones, tanto positivas como negativas, para la salud sexual”.

Stasko ha sido la principal responsable de llevar a cabo un estudio sobre esta práctica, cada vez más extendida. Para el estudio se realizó una encuesta a 870 participantes de entre 18 y 82 años, con el objetivo de evaluar si practicaban o no sexting, los motivos por los que lo hacían y la relación entre esta práctica y su nivel de satisfacción sexual.

Los resultados de la encuesta mostraron que el 88 por ciento de los participantes había intercambiado mensajes de contenido erótico en algún momento de su vida, mientras que el 82 por ciento aseguró que lo había hecho al menos una vez durante el pasado año. La mayoría, hasta 3 de cada 4, practicó el sexting en el contexto de una relación estable, mientras que algo menos de la mitad reconoció que también lo había practicado en relaciones casuales. Solo el 12% de los encuestados reconoció haber practicado sexting en el contexto de una aventura.

Entre los motivos que impulsan a la gente a iniciar la práctica del sexting, Stasko destaca “la autoafirmación o motivaciones hedonistas”; es decir, la búsqueda de la satisfacción inmediata de un deseo sexual. La gran mayoría lo hizo a través del móvil, un 95%, y desde casa, un 76%. Aunque más de un 30% de los participantes reconoció haberlo hecho también desde el trabajo.

Las autoras del estudio encontraron que los mayores niveles de sexting se asociaron con una mayor satisfacción sexual y con un mayor nivel de compromiso entre los que están en una relación estable. El estudio también mostró que las personas que practicaban sexting más a menudo, lo asumían como un comportamiento más divertido y desenfadado y tenían mejores expectativas sobre el efecto positivo que esta práctica podía tener en sus relaciones.

Stasko defiende los posibles efectos positivos que puede tener este tipo de prácticas, ya que puede ayudar a mantener una comunicación sexual más abierta entre las parejas, e insiste en que sus resultados "muestran una relación clara entre el sexting y la satisfacción sexual”. Sin embargo, también recuerda que “al igual que sucede con otras formas de comunicación, el contexto es muy importante, ya que si el sexting es no deseado, resultará perjudicial”.

Publicidad