NO SE SABE SI ES CAUSAL

NO SE SABE SI ES CAUSAL

Un estudio de Stanford sostiene que quien fuma marihuana tiene sexo de forma más frecuente

Una serie de encuestas realizadas entre 2002 y 2015 a más de 50.000 personas revela este curioso dato, aunque los investigadores aclaran que no hay una relación causal.

Encendiendo un porro
Encendiendo un porro | Chuck Grimmett en Flickr CC

Teguayco Pinto | @teguayco | S/C Tenerife | 01/11/2017

Los consumidores de cannabis tienen relaciones con más frecuencia que el resto de la población o, tal y como ha explicado un equipo de investigadores en un estudio que ha sido publicado en 'Journal of Sexual Medicine', “se ha observado una asociación positiva entre el consumo de marihuana y la frecuencia sexual en hombres y mujeres en todos los grupos demográficos”.

Para llegar a esta conclusión los investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford se basaron en datos de varias encuestas en las que se le preguntó a los participantes cuántas veces habían tenido relaciones heterosexuales en las últimas cuatro semanas y con qué frecuencia habían fumado marihuana en los últimos 12 meses.

Las encuestas se realizaron a más de 50.000 estadounidenses de entre 25 y 45 años, en distintos periodos comprendidos entre 2002 y 2015, y forman parte de la Encuesta Nacional de Crecimiento Familiar financiada por el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades.

Los resultados del análisis de estos datos mostraron que las mujeres que fumaban 'maría' a diario habían tenido relaciones sexuales un promedio de 7 veces en las últimas cuatro semanas, en comparación con las 6 veces de las que negaron haber consumido cannabis el año anterior. Entre los hombres, la relación es de 7 contra 5’6.

La marihuana no mejora el sexo

Sin embargo, los investigadores aclaran que el estudio no implica que el consumo de marihuana estimule la libido de los fumadores, ya que los datos de las encuestas no permiten afirmar que el fumar marihuana y la práctica de sexo ocurran al mismo tiempo, o que la primera haya sido a consecuencia de la segunda.

Sobre esta cuestión se han realizado algunos estudios en los últimos años, aunque no se ha llegado a ninguna conclusión sólida. Así, a día de hoy, pocas afirmaciones se pueden hacer sobre el impacto de esta droga en el rendimiento sexual.

Aún así, cabe destacar que existen estudios que indican que el consumo de algunas drogas en pequeñas dosis como la marihuana o el alcohol ayuda en la desinhibición, relaja, aumenta la sensibilidad táctil y puede estimular el deseo. Sin embargo, estas afirmaciones hay que matizarlas mucho, ya que los efectos varían entre diferentes individuos y también dependen de la variedad de cannabis que se consuma.

Con respecto al consumo en dosis altas o con mayor frecuencia, varios estudios indican que la marihuana puede ser problemática desde el punto de vista del rendimiento sexual y la fertilidad.

En este sentido, un estudio realizado en 2012 determinó que la prevalencia de disfunción eréctil entre consumidores diarios de cannabis es tres veces más alta que entre el resto de la población, mientras que otro estudio más reciente mostró que los hombres que fuman marihuana más de una vez a la semana tienen hasta un 28% menos de espermatozoides que aquellos que fuman con menos frecuencia o que no lo hacen.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.